Los ferrocarriles nacionales de cargas mantienen su crecimiento

Trenes Argentinos Cargas (TAC), empresa que depende del Ministerio de Transporte, consolidó su cuarto mes consecutivo en el que las cargas transportadas superaron las 600 mil toneladas.


En este sentido, dentro de las casi 618 mil toneladas despachadas durante septiembre, que representaron un aumento del 11% en relación al mismo período de 2019, se destaca la línea San Martín en la que se logró el mejor número de los últimos siete años en las cargas de fundente, materia prima que se utiliza en la producción nacional de acero para consumo interno y con destino a la exportación al tiempo que se afianzó el flujo comercial de áridos.

En lo que refiere al Urquiza, a tres meses de la reactivación del tramo norte que une Santo Tomé en Corrientes y Garupá en Misiones, que había sido desactivado hace dos años, despachó más de 34 mil toneladas y de las cuales, el 25 % estuvo conformado por productos que tuvieron origen y destino en Misiones entre los que se destaca el cemento y la pasta de celulosa al tiempo que se comenzaron a realizar pruebas para un nuevo flujo comercial de nuevos productos.

Ante esto, el presidente de TAC, Daniel Vispo remarcó que: “la decisión de la vuelta del ferrocarril Urquiza fue estratégica y forma parte de la reactivación de la región norte de la Mesopotamia en la que se vislumbra un futuro promisorio para las y los productores lo que repercute de forma directa en el crecimiento de nuestras cargas”.

Otro de los logros de la empresa que gestiona las tres líneas nacionales de cargas tiene que ver con el ferrocarril Belgrano que recorre las provincias del NOA que, con más de 251 mil toneladas en el último mes, logró una marca histórica conformada principalmente por cereal, clínker, piedra, cerámica, cemento y azúcar con destino para el consumo interno y la exportación.

Para finalizar Vispo subrayó que “estas cifras son fruto de un trabajo colectivo con los sindicatos, las autoridades ministeriales y principalmente con las y los trabajadores que en tiempos de pandemia redoblaron sus esfuerzos para seguir con las crecientes mejoras en las vías y el aumento de la disponibilidad de material rodante, trabajos esenciales que permiten cubrir la demanda de los clientes que confían en nosotros”.