Presidencia de la Nación

Lesa humanidad: condenas a cuatro represores en los juicios “Medina Ortíz” y “Comisaría de Ramos Mejía”

La justicia federal condenó este lunes a tres ex militares y a un ex policía por crímenes de lesa humanidad cometidos antes y durante la dictadura cívico-militar en los juicios conocidos como “Medina Ortiz”, realizado en Salta, y en “Comisaría de Ramos Mejía”, de la Ciudad de Buenos Aires.


En Salta, el Tribunal Oral Federal 1 de esa provincia leyó el veredicto contra Juan Carlos Alzugaray, ex miembro de la Delegación Salta de la Policía Federal, quien fue condenado a prisión perpetua como coautor del secuestro y partícipe necesario del homicidio de Manuel Gustavo Medina Ortiz, de nacionalidad boliviana.

Medina Ortiz era abogado y había llegado a Salta tras huir de la dictadura de Hugo Banzer en Bolivia. La madrugada del 10 de octubre de 1975 fue secuestrado por una patota en el marco del “Plan Cóndor” y aún se encuentra desaparecido.

Al momento de los hechos, Alzugaray fue reconocido por la esposa de Medina Ortiz, Zoila Luz Hoyos Aguilera, como uno de los integrantes de la patota que participó en el secuestro y pudo ser juzgado más de 47 años después.

Esta se trató de la segunda condena contra Alzugaray, quien, luego de su paso por la Policía Federal, ingresó al Servicio Penitenciario provincial y participó de los hechos conocidos como “Masacre de Palomitas”, por lo que fue condenado en 2011 a 20 años de prisión como partícipe secundario de 11 homicidios.

En la Ciudad de Buenos Aires, el Tribunal Oral Federal 1 condenó a los ex militares Roberto Godoy, Rodolfo Godoy y Francisco Novotny por los crímenes de lesa humanidad cometidos contra 10 personas en el centro clandestino que funcionó en la Comisaría de Ramos Mejía.

Roberto Godoy, ex jefe de Operaciones del Grupo de Artillería 1 del Ejército, fue condenado a prisión perpetua como coautor mediato del secuestro de 9 personas, las torturas contra 7 de ellas y el homicidio de Gabriel Ernesto Rodríguez.

Rodolfo Godoy, quien fue segundo comandante del GA 1 y jefe de su Plana Mayor, y Francisco Novotny, ex oficial auxiliar de Operaciones y luego de Inteligencia, recibieron 18 y 17 años de prisión respectivamente como coautores mediatos de secuestros y tormentos.

La comisaría de Ramos Mejía era la seccional segunda de La Matanza y era uno de los centros clandestinos de detención utilizados por el GAM 1 del Ejército, como también ocurría con el CCD denominado “Sheraton”, que funcionó en la subcomisaría de Villa Insuperable.

Para Novotny fue la primera condena por crímenes de lesa humanidad mientras que Roberto y Rodolfo Godoy ya cuentan con condenas por crímenes cometidos en el centro clandestino Sheraton.

La Secretaría de Derechos Humanos de la Nación fue querellante en el debate que se realizó en Salta y en ambos realizó, además, el acompañamiento a sobrevivientes y familiares a través de la Coordinación de Asistencia a Testigos Víctimas.

Para más información sobre las causas por crímenes de lesa humanidad, podés ingresar a la web http://www.juiciosdelesahumanidad.ar.

Los juicios no pueden esperar. Las víctimas tampoco.

Scroll hacia arriba