Las placas en reconocimiento a los Buques de E.L.M.A

Este mes se cumplen 24 años desde que asumimos la responsabilidad de salvaguardar todo el acervo cultural de la Ex Empresa Líneas Marítimas Argentinas -E.L.M.A-. Entre faroles, campanas, relojes, telégrafos de mando y timones, emergen una serie de placas conmemorativas que compartimos con ustedes a través de La Bitácora.


El primer mandato del Ex Presidente Carlos Menem durante la década de los 90s se caracterizó por ser un periodo donde primó la privatización de las empresas públicas como política de estado.

La otrora Línea de Bandera -E.L.M.A-, surgió de la fusión de la Flota Mercante del Estado y de la Flota Argentina de Navegación de Ultramar, contó con importantes destinos comerciales y de trasporte de pasajeros que contemplaron los puertos más importantes de Europa, la costa este y oeste de los Estados Unidos, toda la Costa del pacífico y Brasil.

Iniciado el conflicto bélico del Atlántico Sur en 1982 con el Reino Unido de la Gran Bretaña, la Empresa Líneas Marítimas Argentinas presentó dos buques que prestaron servicios de logística, acompañamiento y provisión de insumos a las tropas argentinas. Éstos fueron los Buques Formosa y Rio Carcarañá.

En su época de esplendor llegó a tener en su flota 60 buques propios, pero luego de 40 años ininterrumpidos de plena actividad fue declarada en quiebra y sus bienes muebles fueron rematados.

Pero los bienes culturales que guardan un valor simbólico muy fuerte para nuestra sociedad fueron resguardados, recuperados y conservados por la Coordinación de Patrimonio Cultural del Ministerio de Economía de la Nación.

En ocasiones anteriores hemos puesto en valor maquetas de buques, telégrafos, maquinas, radios, sextantes, objetos y libros de navegación a través de distintas muestras homenajes, películas documentales, programas de televisión y/o artículos de interés.

A 60 años del establecimiento de las rutas comerciales de ELMA, queremos presentarles por primera vez en la historia de la Coordinación, las placas conmemorativas y “Premios” entregados por distintos organismos estatales a los distintos buques de la flota mercante estatal más importante de nuestra historia.

Actualmente las placas se encuentran en guarda temporal en el ámbito del Taller de Restauración de la Coordinación y Recuperación del Patrimonio Cultural del Ministerio de Economía.