Las medidas de prevención son las únicas herramientas para minimizar la transmisión del virus SARS-CoV-2

La secretaria de Acceso a la Salud insistió en la importancia de reforzar los cuidados contra COVID-19 como mantener la distancia mínima de dos metros, evitar las reuniones cerradas y seguir las recomendaciones según el lugar de residencia.


“Ante una enfermedad sin tratamiento y un virus que no tiene vacuna que lo prevenga, la forma que tiene el mundo de minimizar la transmisión son los dos metros de distancia entre las personas, usar tapabocas, lavarse las manos con frecuencia, limpiar las superficies y evitar las reuniones en espacios cerrados y cumplir los protocolos”, destacó la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti durante el reporte diario sobre el nuevo coronavirus.

También indicó que ante la presencia de síntomas como fiebre (37.5°C o más), tos, pérdida repentina del sentido del olfato y del gusto, dificultad respiratoria, cefalea, mialgias, diarrea y vómitos, es fundamental consultar al sistema de salud y evitar el contacto con otras personas. “Si somos un contacto estrecho de un caso confirmado de COVID-19 debemos cumplir 14 días de aislamiento independientemente del resultado del hisopado”, recordó.

Además la funcionaria hizo hincapié en seguir las recomendaciones locales, según la situación epidemiológica del lugar de residencia, y afirmó que “donde hay un aumento de la transmisión comunitaria, disminuir la circulación de las personas al mínimo y respetar los protocolos de las actividades autorizadas, son claves para minimizar la transmisión del virus”.

En cuanto a los datos consolidados a nivel nacional, informó que son 601.713 los casos totales confirmados y 12.491 los fallecidos, por lo que la tasa de letalidad es del 2,1 por ciento. En la actualidad hay 3.108 personas internadas en terapia intensiva y 467.286 recuperadas. La cantidad de tests realizados por PCR son 1.682.249 y el porcentaje de positividad promedio es de 39,9 %.

El porcentaje de ocupación general de camas de terapia intensiva en el país es de 60,1 % y el de AMBA es de 67,3 %.

El trabajo conjunto con UNICEF

“UNICEF en Argentina canaliza y gestiona el esfuerzo de miles de donantes y esto se traduce en un trabajo concreto, particularmente con Ministerio de Salud de la Nación”, explicó el especialista en Salud de UNICEF Argentina, Fernando Zingman.

Entre las líneas de abordaje del trabajo conjunto enumeró minimizar la transmisión del virus SARS-CoV-2 y los efectos de la enfermedad en niños y adolescentes a partir de los efectos secundarios que la pandemia de COVID-19 tienen en el sistema de salud.

Otro de los ejes de trabajo es la contención de la población en salud mental que UNICEF realiza junto con la Dirección Nacional de Salud Mental y Adicciones. “La pandemia nos afecta a todas y a todos, en particular a las niñas, niños y adolescentes que tienen que estar aislados, que no están concurriendo a sus actividades habituales y que muchas veces también están sujetos a distinto tipo de afecciones en salud mental como presiones, violencias y con menos posibilidades de ser atendidos”, advirtió.

En ese sentido se llevaron a cabo distintas capacitaciones a miles de integrantes de equipos de salud y fuerzas de seguridad. “Hace dos semanas -agregó- se capacitaron a 750 agentes sanitarios indígenas, que el Ministerio de Salud de la Nación aporta a las provincias, en herramientas para detectar y contener situaciones que hacen a la salud mental”.

Zingman expresó que UNICEF también colaboró con el envío de elementos de protección personal y con insumos para fortalecer los servicios de neonatologías como bombas sacaleche, cánulas de alto flujo para niños que requieren tratamiento con oxígeno, y concentradores de oxígeno.

“Sigamos cuidándonos, es muy importante el esfuerzo conjunto que venimos realizando”, concluyó.