La totalidad de los beneficiarios cobran por tarjeta de débito en la provincia de Buenos Aires

Hace doce meses, el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social asumió el compromiso de modernizar, mediante la utilización de una Tarjeta Magnética la forma de percepción del beneficio correspondiente al Programa Jefes de Hogar.


Hace doce meses,

el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social

asumió el compromiso de modernizar, mediante la utilización de una Tarjeta Magnética la forma de percepción del beneficio correspondiente al Programa Jefes de Hogar.

Entre

junio y julio de

2004, 90.259 desocupados del PJH de las localidades bonaerenses

de Morón, Florencio Varela y la ciudad de Rosario, recibieron una Tarjeta Magnética para acceder al beneficio.

Hoy, 1.158.050 de personas

cobran a través de esa modalidad

y en el mes de octubre, casi la totalidad de los beneficiarios contaran con este instrumento.

Con la transparencia como objetivo, esta nueva modalidad de pago permite, por parte del estado, auditar con sencillez y precisión el destino de los fondos públicos.

Además de un

instrumento de extracción de fondos, la Tarjeta puede ser utilizada

para pagar bienes con el beneficio de la

devolución del 15 % del valor de cada compra.

Los operativos fueron organizados en forma conjunta entre el Ministerio de Trabajo, Empleo y

Seguridad Social, el Ministerio de Desarrollo Social y el Banco de la Nación Argentina quienes,

tanto a nivel central como de sus gerencias y sucursales,

lograron una eficiente tarea para llevar a cabo los objetivos propuestos.

Fue fundamental la participación de los gobiernos municipales y gobiernos provinciales involucrados, quienes brindaron una activa colaboración en la planificación y organización de la entrega e implementación de la Tarjeta.

A efectos de colaborar y dar asistencia personalizada a los beneficiarios del Programa durante todas las etapas del operativo, el MTEySS

firmó diversos convenios de pasantías con universidades nacionales capacitando a más de 1.700 estudiantes y 80 jóvenes profesionales.

El nuevo mecanismo de pago fue muy bien aceptado por los beneficiarios.