La ministra Elizabeth Gómez Alcorta participó de un seminario virtual internacional junto a lideresas de la región y del mundo

En el seminario “Diálogos con Iberoamérica para vencer al COVID-19: La igualdad de género en la gestión de la crisis” se destacó el trabajo colectivo que queda por delante para lograr una organización del cuidado más justa e igualitaria.


Este lunes se realizó de manera virtual un seminario organizado por la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB) y el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación Internacional del Gobierno de España con el objetivo de identificar, analizar e intercambiar medidas innovadoras que garanticen la incorporación de la perspectiva de género en todas las etapas de la crisis por la COVID-19.

Uno de los temas centrales fue cómo evitar la invisibilización que sufren frecuentemente las mujeres y personas LGBTI+ tanto en las estadísticas como a la hora de hacer propuestas y buscar soluciones a los nuevos problemas que genera la emergencia sanitaria. También se abordó la necesidad de fortalecer la cooperación internacional para mejorar y profundizar las políticas de igualdad en los países iberoamericanos.

“Nosotras entendemos que la desigualdad en los cuidados está profundamente conectada con la desigualdad salarial por un lado, con la feminización de la pobreza por otro, y con la perpetuación de las situaciones de violencia ante la falta de autonomía económica en relación a las mujeres”, explicó Gómez Alcorta.

A su vez, detalló las medidas adoptadas desde el ministerio para promover la corresponsabilidad en todas las tareas de cuidados y la articulación con otros organismos del Estado. En relación a este tema, sostuvo: “Escuchamos por todos lados que el coronavirus frenó la economía mundial, pero hay una parte central de la economía conectada con las necesidades más básicas que no se detuvo. La economía del cuidado está más viva que nunca. Lo saben lxs miles de trabajadorxs de la salud y aquellxs que están cuidando a sus familias en esta adversidad.”

Las políticas de cuidados fueron protagonistas y se compartieron diferentes medidas que los países tomaron para reconocer y lograr su distribución más equitativa. Las panelistas coincidieron en la necesidad de crear una nueva normalidad con la igualdad en el centro y garantizar derechos para las mujeres en situación de mayor vulnerabilidad, incluyendo especialmente a aquellas en contextos rurales, comunidades indígenas y afrolatinoamericanas.

La inauguración del evento fue realizada por Rebeca Grynspan, secretaria general Iberoamericana y Asa Regner, directora ejecutiva adjunta de ONU Mujeres; Arancha González Laya, ministra de Asuntos Exteriores de la Unión Europea y Cooperación del Gobierno de España. La moderación estuvo a cargo de Cristina Gallach, secretaria de Estado de Asuntos Exteriores y para Iberoamérica y el Caribe del gobierno español.

En el panel participaron Marta Lucía Ramírez, vicepresidenta de Colombia; Epsy Campbell Barr, vicepresidenta de Costa Rica; Irene Montero, ministra de Igualdad del Gobierno de España; Nadine Gasman, presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres de México y María Noel Vaeza, directora regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe.

Podés revivirlo acá.