La fragata Libertad y otros grandes veleros homenajearon a los 44 tripulantes del ARA San Juan


La fragata Libertad y otros seis grandes veleros que participan del evento Velas Latinoamérica 2018 homenajearon a los 44 tripulantes del submarino ARA San Juan durante un tramo de su travesía por el Mar Argentino.
Para desplegar el homenaje, el buque escuela de la Armada Argentina, que lleva adelante el 47mo. viaje de instrucción de guardiamarinas organizado por el Ministerio de Defensa, se dirigió a sector cercano al último punto de contacto conocido del submarino el 15 de noviembre último.

Lo mismo hicieron los veleros Cisne Branco, de Brasil; Esmeralda, de Chile; Gloria, de Colombia; Juan Sebastián de Elcano, de España; Cuauhtémoc, de México y Simón Bolívar, de Venezuela, que efectuaron una formación de honor, escoltados por la corbeta ARA Granville y el buque logístico ARA Patagonia.

La dotación de la fragata ARA Libertad realizó una formación en la cubierta, que culminó con una alineación de sus integrantes formando el número 44 en su proa.

En tanto, los tripulantes del buque Juan Sebastián de Elcano, de España, llevaron a cabo una ceremonia durante la cual arrojaron una ofrenda floral al mar mientras entonaban “La muerte no es el final”.
El comandante de esa embarcación, capitán de navío Ignacio Paz García, manifestó: “Estos honores a los 44 héroes del submarino ARA San Juan, tan presentes en todas las Armadas, surgió en nuestro buque de forma espontánea y por petición popular. Todos queríamos rendir en estas aguas un homenaje sentido a esos héroes que entregaron sus vidas en vocación de servicio a su país y, por lo tanto, a sus compatriotas”.

También el velero venezolano Simón Bolívar efectuó una ceremonia a bordo con una ofrenda floral para a los 44 tripulantes del submarino, mientras que la Armada de Chile, por su parte, rindió honores a bordo del buque escuela Esmeralda con unas palabras a cargo del guardiamarina argentino Joaquín Borda, invitado para este viaje de instrucción.

Los buques escuela Cisne Branco, de Brasil, y Cuauhtémoc, de México, también efectuaron actos recordatorios sobre sus cubiertas, mientras que el Gloria, de Colombia, llevó adelante una ceremonia a su arribo al muelle de Ushuaia, último puerto desde donde zarpó el ARA San Juan.
De esta forma, los 2.269 tripulantes de la flota de Grandes Veleros que surcan las aguas americanas formando a los futuros líderes de sus Armadas dejaron a su paso por las aguas del Atlántico Sur su mensaje de gloria y honor para los 44 tripulantes del San Juan, reafirmando el apoyo de la comunidad marítima internacional a la Armada y a la Nación Argentina.