La Argentina ascendió 34 puestos en el Ranking Mundial de Transparencia y Gobierno Abierto

Lo afirma la Open Knowledge Foundation en la última edición del Índice Global de Datos Abiertos, referencia mundial en temas de transparencia y rendición de cuentas.


La Argentina se encuentra en el puesto 20 del Índice Global de Datos Abiertos publicado recientemente por la Open Knowledge Foundation.

En la anterior edición, nuestro país se encontraba en el puesto 54, por lo que se convirtió en la nación de mayor crecimiento, subiendo 34 puestos.

Esto significa un avance histórico de cara a la búsqueda del Presidente Mauricio Macri por volver a posicionar a la Argentina como uno de los países más confiables del mundo.

“Hemos dado un gran paso. Queremos que nuestro país se encuentre entre los 10 países más transparentes al finalizar la gestión y vamos en ese camino”, afirmó el ministro de Modernización, Andrés Ibarra.

El ranking, que se realiza anualmente, se basa en la información publicada por cada gobierno, con foco en 15 conjuntos de datos. Entre los más importantes:

  • presupuesto,
  • estadísticas nacionales,
  • compras y contrataciones,
  • leyes,
  • proyectos de ley,
  • mapas nacionales,
  • resultados electorales,
  • registro de sociedades,
  • gasto del gobierno.

En cada uno de ellos se toman en consideración 6 indicadores para definir su calidad:

  1. Licencia abierta
  2. Disponible en línea
  3. Gratuito
  4. Disponible en una sola descarga
  5. Actualizado
  6. En formato abierto

El Índice Global de Datos Abiertos es la referencia mundial en términos de transparencia y rendición de cuentas.

El objetivo que persigue es fomentar que la información pública esté al alcance de la ciudadanía y promover la participación e innovación cívica.

Los resultados presentados reflejan la situación a diciembre de 2016, por lo que no incluyen los avances en materia de publicación de datos que se produjeron o puedan producirse en el transcurso de 2017.

Como parte de la Estrategia Nacional de Gobierno Abierto, durante el año pasado se presentó el Plan de Apertura de Datos para organismos públicos y se lanzó el Portal Nacional de Datos Abiertos para poner a disposición de la ciudadanía cada paso que da el Estado.

Entre otros paquetes de datos, ya se pueden encontrar:

  • 45.000 declaraciones juradas.
  • Sueldos de funcionarios.
  • 24.000 audiencias de autoridades públicas.
  • Ejecución presupuestaria de la Administración Pública Nacional.
  • Sistema de Contrataciones Electrónicas.
  • Reparto de la pauta oficial.
  • Registro Unificado de Víctimas del Terrorismo de Estado.
  • Registro, sistematización y seguimiento de femicidios y homicidios agravados.
  • Estructura orgánica y autoridades del Poder Ejecutivo Nacional.
  • Inscripciones de automotores y vehículos.
  • Sistema de Consulta Nacional de Rebeldías y Capturas.

Por otro lado, cuentan con sus portales de datos abiertos los ministerios de Justicia y Derechos Humanos, Agroindustria y Energía y Minería, así como el PAMI.

Además, durante el año pasado se han desarrollado en distintas mesas de trabajo entre el Estado y la ciudadanía 15 compromisos públicos que estuvieron disponibles en consultapublica.argentina.gob.ar y se llevó adelante el Ecosistema Ciudades Innovadoras, en el que 400 funcionarios públicos de todo el país fueron capacitados en innovación pública y Gobierno Abierto.

En busca de transparentar y agilizar la gestión, se implementó en toda la Administración Pública Nacional el sistema de Gestión Documental Electrónica (GDE), mediante el cual ya se crearon 12 millones de documentos digitales y 1 millón de expedientes electrónicos.

También se puso en marcha Compr.Ar, un sitio web en el que se realizan los procesos de compras y contrataciones de bienes y servicios del Estado, y ya se encuentra en funcionamiento Contrat.Ar, una nueva plataforma para la contratación y el seguimiento de las obras públicas.

Asimismo, nuestro país ya cuenta con una Ley de Acceso a la Información Pública para que cualquier ciudadano pueda solicitar información pública en manos de los poderes Ejecutivo, Legislativo o Judicial y tener una respuesta en tiempo y forma en un lapso no mayor a 15 días.

Así, la Argentina se ha convertido en un importante referente de Gobierno Abierto en América Latina. Tal es así que la Alianza para el Gobierno Abierto aceptó la postulación de la Argentina para ser sede de la Cumbre Regional este año.