La Agencia I+D+i adjudicó 34 millones de pesos para proyectos de investigación desarrollados por Start Ups

A través del Fondo para la Investigación Científica y Tecnológica (FONCyT) se financian iniciativas de todo el país de diferentes disciplinas.


El 31 de julio de 2020 la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i) dictó una resolución mediante la cual se adjudicaron los subsidios para el financiamiento de Proyectos de Investigación Científica y Tecnológica Start Up (PICT START UP) en la modalidad “ventanilla permanente”.

Los fondos para proyectos de investigación científica y tecnológica realizados por start up, que fueron evaluados en el marco del FONCyT, alcanzan un total de 34 millones de pesos. Las propuestas que fueron seleccionadas recibieron un orden de mérito determinado por una comisión que se creó especialmente para ese fin.

Entre los 24 proyectos seleccionados se encuentran la construcción de un prototipo de mamógrafo óptico (Universidad Nacional del Centro); un kit de diagnóstico para el cáncer de mama y de próstata (CONICET); el desarrollo de nuevos métodos de diagnóstico para la detección rápida de Escherichia coli, la bacteria que causa el Síndrome Urémico Hemolítico (UNSAM); la innovación tecnológica en biofertilizantes para cultivos de importancia agroeconómica en la Argentina (presentado por la Universidad Nacional de Rio Cuarto); el desarrollo de los prototipos de bioinsecticidas para el control de plagas en producciones hortícolas (CONICET); el desarrollo de superantígenos como nueva estrategia para el tratamiento de linfomas/leucemias (Academia Nacional de Medicina).

También se seleccionaron proyectos referidos a la generación de nuevas variedades de trigo para aumentar su rendimiento (Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas) y para la evaluación de una vacuna contra la tuberculosis bovina (propuesta presentada por el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria, INTA), entre otros.

Los proyectos PICT Start Up están orientados a promover la transformación de los conocimientos y habilidades acumuladas por un grupo de investigación, en nuevas competencias tecnológicas aplicables en el mercado de productos, procesos o servicios, para los cuales exista una demanda social o un mercado comprobable.