La UNODC junto a la UNCCT y a la UIF organizó un “Juicio Simulado en financiación del terrorismo” en Comodoro Py.


La semana pasada concluyó el ciclo de capacitación “Juicio simulado en financiación del terrorismo y delitos graves conexos”, organizado conjuntamente por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), el Centro de Naciones Unidas contra el Terrorismo (UNCCT) y la Unidad de Información Financiera (UIF).

La actividad, teórica y práctica, se desarrolló durante seis semanas no consecutivas - comenzó en agosto del 2015 y culminó el viernes pasado-; y estuvo dirigida a funcionarios judiciales con el fin de fortalecer sus capacidades en la aplicación de estrategias procesales en juicios de terrorismo.

Desde el 22 al 26 de agosto de 2016 tuvo lugar la semana 6 de la iniciativa académica en la sede de la Cámara Federal de Casación Penal, en Comodoro Py 2002, CABA. Además de funcionarios y magistrados del Ministerio Público Fiscal, participaron integrantes de la Defensoría General, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, el Ministerio de Seguridad de la Nación y la Unidad de Información Financiera.

Acompañando esta capacitación especializada, esta semana contó con la presencia  del ex presidente de la Corte Suprema de Justicia de Colombia, Augusto Ibáñez y el Juez de la Cámara Federal de Casación Penal Mariano Borinsky, como expertos invitados.

Ibáñez expuso sobre el delito de financiación del terrorismo en la República de Colombia, sobre sus experiencias y los retos que significan en el marco del sistema acusatorio.

“Colombia avanzó mucho en los últimos años en la lucha contra el fenómeno del terrorismo. El éxito de sus políticas es puesto como un ejemplo a seguir y forma parte de una política de cooperación internacional en materia de seguridad”, dijo el jurista. No obstante, señaló, que “es necesario avanzar en la lucha a nivel internacional, como a nivel interno de todos los Estados que comparten valores y principios democráticos”.

A su turno, Borinsky se explayó, en general, sobre los delitos contra el orden económico y financiero y,  en particular, sobre el lavado de activos, terrorismo y su financiamiento.

Con un alto grado de realismo y complejidad, la actividad finalizó con un juicio simulado de un caso de terrorismo y su financiación utilizando técnicas de investigación, teoría del caso y argumentación oral, propios de sistemas procesales de tendencia oral-acusatoria.

Durante el juicio, además, se aplicó la cooperación judicial internacional para la introducción de pruebas y así estrechar el intercambio de información entre las instituciones.

En el cierre del ciclo participaron funcionarios de diferentes organismos del ámbito local quienes coincidieron en la necesidad de trabajar con mucha atención frente a estos delitos y tener una estrategia nacional bien clara. También mencionaron la necesidad de realizar un diagnóstico y evaluación de los riesgos que plantean en la Argentina esta nueva realidad.

En este contexto, la Vicepresidenta de la UIF, María Eugenia Talerico, concluyó su exposición haciendo hincapié en la importancia del cuidado de las fuentes, “estamos hablando de organizaciones mafiosas, de crimen organizado. Realmente son casos verdaderamente peligrosos, y ahí la Unidad quiere y pretende proteger a sus analistas, quiere proteger a los reportantes, al oficial de cumplimiento, al sujeto colaborador que nos reportó lo que le da inicio a un análisis o una investigación financiera que termina siendo una herramienta fundamental en las investigaciones criminales.”