Presidencia de la Nación

Jornada de capacitación a productores de Rosario en el marco de “Ciencia y Tecnología contra el Hambre”

El grupo de investigación de Raquel Chan ofreció una charla a productores frutihortícolas a fin de mejorar la performance de algunas especies vegetales tales como tomate, chía, berenjena y quinoa.

El 30 de agosto pasado se realizó en el Centro Municipal de Distrito Oeste, ubicado en la ciudad de Rosario, la jornada de capacitación “Tecnología mecánica para aumentar la producción de alimentos”, dirigida a productores frutihortícolas de la ciudad santafesina. La charla estuvo a cargo de la Investigadora Superior de Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) y Directora del Instituto de Agrobiotecnología del Litoral (IAL), Raquel Chan, junto a su equipo integrado por las investigadoras Elina Welchen, Julieta Cabello y Victoria Castro.

El evento fue organizado conjuntamente entre la Dirección de innovación y emprendedorismo, el Instituto de Agrobiotecnología del Litoral (IAL) y el Distrito Oeste. La apertura de la jornada estuvo a cargo de Daiana Gallo Ambrosis, Directora del Centro Municipal Distrito Oeste. Al finalizar la capacitación hubo una instancia de intercambio entre quienes participaron, en la que surgieron nuevas propuestas de capacitación vinculadas con la tecnología presentada.

La propuesta desarrollada por el grupo de investigadoras del CONICET Santa Fe, surge de un proyecto financiado en el marco del programa nacional “Ciencia y Tecnología contra el Hambre” y tiene el potencial de ser muy asequible para los productores pequeños y medianos. La técnica, que consiste en colocar un peso específico a cada plántula durante el periodo previo al transplante, propone mejorar la performance de algunas especies vegetales dicotiledóneas con un único tallo dominante tales como tomate, chía, berenjena y quinoa. Las mediciones se toman en relación a diferencias de rendimiento y a tolerancia a enfermedades.

Al respecto, el Ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, reconoció el trabajo de las investigadoras del CONICET y explicó por qué se trata de un proyecto tan importante para la agricultura familiar: “Al aplicar un determinado peso por 48 horas en un determinado período del crecimiento, no sólo se logra engrosar el tallo, sino también se consigue que la planta dé más semillas o más frutos, que aumente su producción hasta un 60%". Luego, el titular de la cartera científica celebró “Argentina contra el Hambre”, el proyecto impulsado desde el Ministerio de Ciencia y el de Desarrollo Social, que busca combatir la emergencia alimentaria en el país.

Raquel Chan expresó acerca del proyecto: “Hay muchos científicos en el mundo que estudian las plantas, su hábitat, su relación con los demás seres vivos. La mayoría de los estudios se focaliza en las hojas, las flores, las raíces y las semillas. Entonces, nos propusimos estudiar los tallos y ver alguna forma de engordarlos para probar si eso realmente generaba el aumento de producción”. El resultado esperado es que “estas investigaciones lleguen a la mayor cantidad de gente, ya que les podrá redituar más rinde con un esfuerzo pequeño”.

Por su parte Juani Ciardullo, coordinador del parque huerta de zona Oeste comentó: “La actividad nos pareció muy interesante dado que es una técnica que incrementa la productividad de algunos cultivos que nosotros trabajamos, como así también provee defensas para ciertas enfermedades. Es una técnica sencilla para implementar y la charla de Raquel fue muy didáctica, teoría y práctica. Los productores huerteros que nos acompañaron quedaron muy contentos, ahora es cuestión de aplicarla y ver los resultados en el parque”.

Tanto las investigadoras como los productores locales manifestaron su satisfacción con la jornada, cuya concreción fue posible por el trabajo en territorio realizado por el equipo de la Dirección de Innovación y Emprendedorismo, de la Secretaría de Desarrollo Económico y Empleo de la Municipalidad de Rosario.

Asimismo, la Directora de la Innovación y Emprendedorismo, Marina Calleia destacó: “Desde el Municipio trabajamos intensamente en generar procesos virtuosos de articulación entre sector científico tecnológico y el sector socio-productivo. Esta ha sido una gran experiencia de vinculación con impacto en territorio, alineando políticas públicas, ciencia y productores frutihortícolas locales”.

En septiembre se realizará una nueva jornada de capacitación con el grupo de “Código tomate”

Acerca de la convocatoria “Ciencia y Tecnología contra el Hambre”
El Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación (MINCyT), junto con el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y el Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales, lanzaron esta convocatoria cuyo objetivo es impulsar y fortalecer la integración del conocimiento y de los desarrollos tecnológicos y sociales vinculados a soluciones para el acceso a la alimentación y al agua segura, así como al abordaje de la vulnerabilidad socio-ambiental, a la planificación nacional y local de las acciones comprendidas en el Plan Nacional “Argentina contra el Hambre”.

De este modo, se apunta a contribuir desde el sector científico-tecnológico a potenciar las acciones públicas que busquen revertir problemáticas como la malnutrición infantil, la emergencia alimentaria y la pobreza en todo el territorio nacional.

Scroll hacia arriba