Pruebas Toxicológicas: una muestra más de integridad

DAMIÁN ARABIA – Director de Ejecución de  Pruebas de Integridad


DAMIÁN ARABIA – Director de Ejecución de  Pruebas de Integridad

Luego de un año y medio de gestión, el compromiso de garantizar la transparencia en todas las áreas de la administración pública sigue intacto. Así como fue planteado por el Presidente de la Nación en el Plan “Argentina sin Narcotráfico”, en el Ministerio de Seguridad seguimos gestionando con la responsabilidad necesaria para homologar un modelo de control de integridad para funcionarios públicos y Fuerzas Policiales y de Seguridad que luchan contra el narcotráfico.

El objetivo central al que apunta la Dirección de Ejecución de Pruebas de Integridad es reivindicar la transparencia día a día a través de políticas públicas tendientes a garantizar tanto la prevención como el control de las Fuerzas Policiales y de Seguridad. Para ello, hemos impulsado un dispositivo de pruebas integrales que buscan la transparencia del accionar de las Fuerzas, y la demostración que estas pueden ser un elemento de cercanía y confianza ciudadana. El motor que guía esta idea es la necesidad de contar con Fuerzas confiables y en función de ello debemos generar ciertos dispositivos que tengan como fin último prevenir al personal de cometer conductas indebidas o ilegales. 

En 2016, iniciamos el dispositivo de pruebas de integridad con la creación del Sistema de Declaraciones Juradas, que a la fecha ha alcanzado la compleción de 95.279  declaraciones juradas patrimoniales. Este número representa al 100% de los efectivos de Policía Federal Argentina, Gendarmería Nacional, Prefectura Naval Argentina y Policía de Seguridad Aeroportuaria. Las pruebas patrimoniales fueron llevadas a cabo en simultáneo con las pruebas de antecedentes. 

Este año, a aquellas pruebas, se suman las psicológicas y toxicológicas, las que tienen como objetivo cardinal actuar como medidas de detección de ciertos indicadores que puedan tener un correlato comportamental incompatible con la función específica del personal de las Fuerzas Policiales y de Seguridad. Este refiere a diversos indicadores del área cognitiva, afectiva, interpersonal y conductual del sujeto -pruebas psicológicas-, o al consumo sustancias ilícitas –pruebas toxicológicas. 

Puntualmente, queremos mencionar lo realizado hasta ahora en relación a las pruebas toxicológicas. Sabemos que el abuso de sustancias es un problema que atraviesa a la sociedad en su conjunto.

Las pruebas toxicológicas comenzaron en abril, el mes previo se realizaron las pruebas piloto. Hemos realizado exámenes de droga y alcoholemia, con un método no invasivo, que detecta hasta 6 tipos de sustancias diferentes, la muestra recogida se analiza de inmediato para obtener resultados precisos en el momento.

Los destinos se escogen de manera aleatoria y la toma es sorpresiva. El grueso de las pruebas son efectuadas tanto en operativos móviles como en instituciones policiales y de seguridad federales. Por otro lado, destacamos que las mismas pruebas son tomadas a funcionarios públicos dentro del Ministerio de Seguridad, ya que creemos que el tratamiento ejemplar es la forma de sellar el compromiso asumido con la ciudadanía en la lucha contra el narcotráfico y la corrupción.