Inauguración del Cuartel de Bomberos XI “Albariño”


 

La Presidenta Cristina Fernández de Kirchner encabezó hoy por la tarde la inauguración del Cuartel XI de Bomberos en el predio del ex club Albariño, de Villa Lugano. Al acto asistieron los ministros de Seguridad, Nilda Garré, de Desarrollo Social, Alicia Kirchner, de Economía Amado Boudou, el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli, y la titular de las Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini. Luego de entregar el comodato de trasferencia de las tierras al jefe de la Policía Federal, comisario general Enrique Capdevila, la presidenta señaló: “Hace un mes este lugar era epicentro de la catástrofe nacional. Con la Constitución en la mano y la decisión de un juez de procesar a quienes habían ocupado este predio pudimos recuperarlo e inaugurar hoy este cuartel de bomberos sin ejercer violencia física sobre ningún ciudadano”.

 

Tras 16 días de ocupación ilegal y de exhaustivas gestiones por parte del Ministerio de Seguridad, el predio del ex club Albariño fue desalojado pacíficamente el martes 28 de diciembre de 2010. Ese mismo día, la ministra Garré anunció la construcción del cuartel de bomberos, cuya obra comenzó el 3 de enero.

El nuevo cuartel, perteneciente a la Superintendencia Federal de Bomberos de la Policía Federal Argentina, tendrá jurisdicción en un radio triangular del sur de la Ciudad de Buenos Aires comprendido por las avenidas Eva Perón, General Paz, Teniente Gral. Luis Dellepiane y Lacarra. Asimismo incluye la zona de Ciudad Oculta y los barrios Piedra Buena, Albariño y Samoré.

Las instalaciones tienen capacidad para 50 agentes de bomberos, un cobertizo para cinco autobombas, una playa de estacionamiento y otra para maniobras.  En cuanto a los materiales, el cuartel cuenta con una cisterna, un grupo electrógeno, uno convencional (para ataque directo al fuego), un zonda (de ataque rápido, más pequeño), y un cuatriciclo dotado de extintores de fuego que permiten ingresar en las estrechas calles de una villa de emergencia lindera.

Su construcción tiene por fin reducir los tiempos de respuesta ante siniestros, optimizando la cobertura en una zona que viene experimentando un crecimiento demográfico y habitacional significativo, con muchas construcciones caracterizadas por su gran combustibilidad.

En el predio hay también cuatro edificaciones pequeñas construidas por la Fundación Madres de Plaza de Mayo, que sirven de alojamiento a los agentes. En una de ellas funcionará un aula en la que se dictarán cursos a la comunidad vecinal sobre diversas temáticas, entre ellas precaución de incendios por el uso de braseros, y prevención y concientización de violencia doméstica.

“La primera seguridad es tratar que la gente pueda acceder a los servicios básicos: salud, educación, vivienda, trabajo registrado”, afirmó la presidenta.

En las gestiones de Néstor Kirchner, primero y de Cristina Fernández después, se renovó íntegramente la flota de autobombas y los equipos específicos de los bomberos con una inversión estatal sin precedentes en más de 30 años.

En los últimos meses, y siguiendo este programa del gobierno nacional, se incorporaron a la  Superintendencia Federal de Bomberos nuevos autobombas para operar en los aeropuertos, un hidroelevador y otros tantos equipos para la misión de los bomberos.

“Le solicité a la ministra Garré que podamos articular con el gobierno local y la Policía Federal jurisdicciones y competencias delimitadas. Debemos articular esfuerzos para lograr el mejor rendimiento”, concluyó la presidenta.