G-20: Un integrante del Ejército estuvo presente en la Subcomisión de Neurociencias

En el marco de la Cumbre del G-20, el capitán médico Alejandro Mercado Santori disertó en la Subcomisión de Neurociencias 20 (N20), en la ciudad de Riad, Arabia Saudita.


El capitán médico es el actual jefe del Servicio de Neurocirugía del Hospital Militar Regional Mendoza y participó en la N-20.

El encuentro científico fue realizado y organizado de manera virtual por la Brain Mapping Foundation, y contó con la presencia de prestigiosos investigadores de renombre internacional en el campo de las neurociencias. El capitán médico fue el único referente de Argentina en la subcomisión.

Su participación fue como disertante invitado, dejando nuevamente bien en alto a la Sanidad Militar de Ejército. El neurocirujano militar, formado en el Hospital Militar Central y especializado en la Universidad de Cincinnati (Ohio, EE.UU.), había tenido un rol fundamental durante el N20-G20 realizado en nuestro país en noviembre de 2018; fue elegido como anfitrión del encuentro científico y, a su vez, presidente del Comité Argentino de Expertos.

En su última disertación, volvió a focalizar en una problemática mundial: el neurotrauma. Esta “epidemia silenciosa” afecta en particular a los países en vías de desarrollo, impactando en las economías, tanto a nivel local como global. El neurotrauma hace referencia a todas aquellas enfermedades neurológicas y neuroquirúrgicas derivadas de accidentes, la mayoría de ellos, accidentes de tránsito. Esta profunda problemática tiene varias aristas en términos de causas y consecuencias; las primeras son prevenibles y corregibles, mientras que las últimas son inevitables si no se trabaja de manera estratégica y multidisciplinaria.

En el año 2012, las estadísticas nos posicionaron en el tercer lugar entre los países del mundo con mayor número de víctimas fatales por accidentes de tránsito. El costo económico que representa la accidentología vial en nuestro país es dramático, según afirmó el capitán.

Dentro de las recomendaciones finales en relación con el neurotrauma, Mercado Santori destacó: reinstaurar la educación vial como asignatura obligatoria e independiente, tanto en el ámbito de la educación primaria como secundaria, apelando a la concientización de las nuevas generaciones; fortalecer las campañas publicitarias de prevención para la comunidad en general; crear un sistema único de registro de pacientes politraumatizados, unificando a todos los pacientes en una sola base de datos, provengan tanto de la atención pública como de la privada.

Este registro servirá luego para posteriores análisis estadísticos y su consecuente interpretación real de la situación, lo cual podrá traducirse en la aplicación concreta de estrategias sanitarias y políticas de salud, en aumentar la seguridad y mejorar el estado de calles, caminos, rutas y autopistas. Además, permite crear centros de rehabilitación en diferentes puntos del país, descentralizando la atención, la cual se edifica como pilar fundamental en el tratamiento interdisciplinario de estos pacientes y su posterior reinserción en la sociedad. También enfatizó en la inversión para crear verdaderos centros de trauma focalizados en la atención de pacientes politraumatizados, que cuenten con el recurso logístico apropiado -aparatología última generación- y con recurso humano entrenado, respondiendo a las necesidades de la población bajo estrictos estándares de calidad.

Las recomendaciones fueron elevadas como parte central del reporte final a las autoridades del G20, y a cada uno de los representantes de los distintos presidentes que participan de esta cumbre G20-2020.
También participó del evento en calidad de disertante la doctora Mariana Bendersky, una prestigiosa neurofisióloga y neuroanatomista argentina, médica neuróloga del Hospital Italiano de Buenos Aires.

El oficial médico continúa liderando el Servicio de Neurocirugía del Hospital Militar Regional Mendoza, a la vez que se desempeña como director del Programa de Residencia de esta especialidad y como director general del Laboratorio de Investigación en Microcirugía.