Finalizó el “Diálogo de alto nivel sobre acción climática en las Américas”, encabezado por Alberto Fernández

En el evento que tuvo a la Argentina como país anfitrión también participaron representantes de alto nivel de la región e invitados especiales, como el enviado especial para el Clima de Estados Unidos, John Kerry, y el secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres.


El presidente de la Nación, Alberto Fernández, encabezó esta mañana la apertura del “Diálogo de alto nivel sobre acción climática en las Américas”, un encuentro coorganizado por Argentina, Barbados, Chile, Colombia, Costa Rica, Panamá y República Dominicana. Junto al mandatario estuvieron los ministros de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Juan Cabandié, y de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, Felipe Solá, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz.

El presidente Fernández, al abrir el evento desde el Museo del Bicentenario de la Casa Rosada, aseguró: “Necesitamos una justicia social ambiental, que es el nuevo nombre del desarrollo en nuestra región”.

“Nos convoca hoy la urgencia de la ambición y la acción climática, así como la necesidad de pensar mecanismos innovadores que nos permitan reconstruirnos mejor y fortalecer los lazos de cooperación para cuidar nuestros territorios y comunidades”, expresó el mandatario, y subrayó: “El momento de actuar es ahora. El reloj de la destrucción planetaria no se va a detener, al menos que construyamos un nuevo paradigma de desarrollo”.

Fernández ponderó la realización de la Cumbre de Líderes del Día de la Tierra, convocada por el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, que “consagró la agenda climática como prioridad política y económica a nivel global”, y en el mismo sentido resaltó que “la Argentina ha decidido poner a la acción climática y ambiental en el centro de sus prioridades”.

El mandatario finalizó su discurso con un llamado a “escuchar el clamor de nuestra tierra y el clamor de nuestros pueblos”. “Juntos, podemos ser parte de una generación que procuró salvar a nuestro planeta. Separados, caeremos todos dominados por la codicia global que no fue capaz de evitar la destrucción”, concluyó.

El encuentro buscó promover el diálogo para fomentar la ambición y enfatizar la urgencia de la acción climática en las Américas, impulsar el diseño de mecanismos innovadores de medios de implementación e incentivar la cooperación para la adaptación y resiliencia en el continente. Al respecto, el ministro Juan Cabandié consideró: “Con el evento de alto nivel damos cumplimiento al objetivo de trabajar, a través de la fraternidad y del diálogo, por la casa común como dice el papa Francisco”.

Asimismo, el titular de la cartera de Ambiente remarcó que con los países de la región hay “muchos puntos en común”, y resaltó las coincidencias sobre la importancia de promover medios de implementación, canje de deuda por acción climática, y poner el acento en la adaptación y su financiamiento. “Somos una región vulnerable a las consecuencias del cambio climático, con una vulnerabilidad ambiental y social muy grande. Estamos en una etapa donde tenemos la oportunidad de construir una transición que sea justa y solidaria”, subrayó.

Además, el ministro recordó las palabras del presidente de la Nación Alberto Fernández, al referirse al ‘endeudamiento tóxico’: “Tenemos un calentamiento global con gravísimos eventos climáticos que son cada vez más pronunciados y eso es tóxico, pero también las deudas de la especulación financiera son muy tóxicas”.

El ministro también recordó las palabras del expresidente Kirchner en una COP que se desarrolló en Buenos Aires en 2004: “Néstor decía que en la región somos acreedores ambientales ante el mundo porque tenemos en nuestros suelos y en nuestras aguas bienes ecosistémicos que benefician al mundo y nosotros queremos cuidarlo pero también necesitamos financiamiento”.

Para finalizar Cabandié resaltó: “Creo que este es un camino que tenemos que transitar para llegar a la COP de Glasgow, tener una posición común a pesar de las diferencias. Podemos encontrar puntos en común para construir una visión que nos ayude a la región a desarrollarnos de manera sostenible y al mismo tiempo cuidar el planeta”.

Por su parte, el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz, al moderar un panel, reflexionó: “El Papa Francisco nos convoca a cuidar la casa común, pero esa casa común requiere una mesa común, de la cuál nadie puede resultar ajeno o no estar sentado”, al tiempo que agregó: “Entonces, en la distribución de los recursos se plantea, este enorme desafío que es de naturaleza moral, pero también requiere de una enorme creatividad e innovación de parte de todos los organismos multilaterales”.

El cierre del Diálogo de alto nivel estuvo a cargo de Felipe Solá, ministro de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto de Argentina, quien afirmó: “La pospandemia requerirá, más que nunca, una fuerte articulación entre el desarrollo económico-productivo y el cuidado del ambiente, a fin de alcanzar una recuperación económica sostenida, con políticas públicas que se centren en la disminución de la pobreza y las desigualdades”.

“Celebro las ideas sobre financiamiento que se han propuesto y sobre todo cambiar los criterios para ver cómo cumple un país, cómo debe pagar su deuda, cuál es el verdadero riesgo de ese país y no sólo cuál es su PBI, y por qué la cuestión ambiental se ha vuelto una cuestión social”, dijo el canciller Solá.

Segmentos y paneles

La jornada comenzó durante la mañana con el espacio “Camino hacia Glasgow. Mejorando la ambición climática”, integrado por las y los líderes de los países organizadores. Además de Fernández, estuvieron presentes la primera ministra de Barbados, Mia Amor Mottley; los presidentes de Colombia, Iván Duque Márquez; de Costa Rica, Carlos Alvarado Quesada; de Panamá, Laurentino Cortizo; de República Dominicana, Luis Abinader; de Paraguay, Mario Abdo Benítez; de Ecuador, Guillermo Lasso; la ministra de Medio Ambiente de Chile y presidenta de la COP 25, Carolina Schmidt; y el presidente de la COP26, Alok Sharma. También participaron como invitados especiales el enviado especial para el Clima de Estados Unidos, John Kerry y el secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres.

La segunda parte del día incluyó cinco paneles. La moderación del primero, denominado “Mecanismos innovadores para medios de implementación”, estuvo a cargo del secretario de Asuntos Estratégicos de Argentina, Gustavo Béliz. A continuación, se llevó a cabo el panel “Acelerando la acción climática a través de la cooperación regional”, moderado por el asesor en Clima y Política Exterior de la Oficina del Enviado Especial para el Clima de Estados Unidos, Jonathan Pershing. Luego se realizó el espacio “Comprometiendo al sector privado en la acción climática”, con la moderación del ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de Colombia, Carlos Correa. El anteúltimo panel, “Fortalecer la resiliencia costero-marina a la vulnerabilidad climática”, fue moderado por el vicepresidente ejecutivo del Consejo Nacional de Cambio Climático de República Dominicana, Max Puig. Por último, la ministra de Ambiente y Energía de Costa Rica, Andrea Meza Murrillo, moderó el último panel, denominado “Naturaleza y clima: enfoques transformadores para la adaptación y la acción climática”.

El cierre del encuentro consistió en una mesa redonda ministerial moderada por el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de Argentina, Juan Cabandié, e integrada por la embajadora de Barbados para el Cambio Climático y Asuntos del Derecho del Mar, Elizabeth Thompson; la mencionada funcionaria costarricense Andrea Meza Murillo; el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de Colombia, Carlos Correa; el ministro de Vivienda, Renovación Urbana, Medio Ambiente y Cambio Climático de Jamaica, Pearnel Charles; y el ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales de República Dominicana, Orlando Jorge Mera.

Para acceder a los mensajes de las y los ministros de Ambiente de los países invitados cliquear acá.