En resguardo de la salud se evitó el comercio de 190 kg de carnes y lácteos sin refrigerar

La mercadería fue detectada por agentes de la barrera sanitaria del Senasa durante una inspección en San Antonio Oeste, Río Negro.


GENERAL ROCA (Río Negro) – Como parte de las acciones que se llevan a cabo diariamente para cuidar la salud pública, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) evitó el comercio de 190 kilos de carnes y lácteos que eran transportados sin refrigerar.

Además de esa grave falta, los productos carecían de la documentación sanitaria requerida para su tránsito y comercialización, y viajaban en un vehículo que no estaba habilitado para el transporte de alimentos.

La acción se realizó en el Puesto de control de San Antonio Oeste, provincia de Río Negro. De acuerdo a lo declarado por el conductor del vehículo, la mercadería era llevada desde Trelew, en la provincia de Chubut, hacia Mar del Plata.

Los productos decomisados y destruidos n cumplimiento de la Resolución Ex MAGYP N° 38/12, fueron 150 kilogramos de carne vacuna sin hueso, 20 kilogramos de pollo, 10 kilogramos de hamburguesas, 8 kilogramos de queso cremoso y 6 kilogramos de queso muzzarella.

Con estas acciones de control sanitario, el Senasa busca resguardar la salud de la población, asegurando que los productos que consume la población sean inocuos y de calidad.