En resguardo de la salud pública se decomisaron 420 kilos de ostras en Patagones

Agentes del Senasa detectaron la mercadería, que era transportada sin rótulo y sin la documentación sanitaria que garantizara su inocuidad alimentaria.


GENERAL ROCA (Río Negro) – Esta madrugada, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) evitó la comercialización de 420 kilogramos de ostras y 80 kilogramos de pulpo que eran transportados en la provincia de Buenos Aires sin la documentación sanitaria que debe avalar su origen, tránsito y destino.

Personal del Senasa destacado en el puesto de control ubicado en la localidad de Pradere, perteneciente al municipio bonaerense de Patagones, detectó y decomisó –con colaboración de la Policía Comunal– la mercadería que se encontraba en un transporte que se dirigía desde San Antonio Oeste, en la provincia de Río Negro, hacia la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Tanto las ostras como los pulpos estaban en bolsas sin ningún tipo de rótulo identificatorio. Estos productos son altamente perecederos y requieren de análisis previos a su comercialización para garantizar su inocuidad, por lo que se actuó según lo dispuesto en la Resolución ex MAGyP N° 38/12.

La mercadería decomisada en la madrugada fue destruida esta mañana, en un predio destinado a la disposición de residuos, perteneciente al municipio de Patagones.

El Senasa protege la salud pública, fiscalizando los procesos productivos en los distintos puntos de la cadena agroalimentaria y garantizando de esta manera la inocuidad de los alimentos que consume la población.