En Chubut, Río Negro y Mendoza, más familias recibieron las llaves de sus nuevos hogares


En Chubut y Río Negro, 21 familias empiezan una vida nueva gracias a ProCreAr. Por un lado, 13 son las familias que pudieron recibir la llave de su primera casa propia y ya se sienten parte del emprendimiento ubicado entre las calles Pastor Obligado, José Hernández y Alma Fuerte, en la zona sur de la ciudad de Viedma. Allí los esperan otras 12 familias que ya están instaladas.

El predio tendrá un total de 46 unidades, entre viviendas sobre lote propio de dos dormitorios, dúplex de dos dormitorios y departamentos de tres. La zona cuenta con las obras de infraestructura necesarias y espacios verdes, y el Gobierno Nacional invierte para todas estas obras cerca de $90 millones.

Simultáneamente, 8 familias chubutenses accederán a una nueva vivienda en el Desarrollo Urbanístico que, con una inversión superior a los $335 millones ProCreAr levanta en Puerto Madryn.

Se trata de un predio de grandes dimensiones, que abarcará un total de 247 viviendas entre departamentos de 1, 2 y hasta 3 dormitorios; dúplex de dos dormitorios y casas en lote individual también de dos. Cinco de estas unidades estarán especialmente adaptadas para que personas con discapacidad puedan desplazarse cómodamente.

En esa zona del sur madrynense, donde se encuentran la sede de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco y otros establecimientos educativos, ya viven actualmente 183 familias.

En Mendoza también nacen nuevos hogares

También 6 familias mendocinas tuvieron el placer de recorrer por primera vez la casa que ahora se convertirá en su hogar. Se trata del Desarrollo Urbanístico San Martín, ubicado en la zona del barrio Néstor Kirchner, en la intersección de las rutas nacional 7 y provincial 45.

El conjunto habitacional, que ya cuenta con 137 familias habitándolo, contará con un total de 400 viviendas, entre departamentos de 1, 2 y 3 dormitorios; dúplex de dos dormitorios y departamentos en dúplex; en todos los casos con cocina, living-comedor y baño. 12 unidades estarán especialmente adaptadas para personas con discapacidad. El Gobierno Nacional invierte en este caso cerca de $500 millones, para ayudar a que cada vez más mendocinos puedan cumplir el sueño de la casa propia.