“El trabajo en equipo como garantía de acceso, calidad y equidad en salud pública”

En el mes de la concientización por el cáncer de mama, el Programa Nacional de Control del Cáncer de Mama –PNCM- del Instituto Nacional del Cáncer –INC-, llevó a cabo una jornada virtual en la que se presentaron las experiencias de trabajo conjunto con diferentes provincias.


El PNCM desarrolló este mediodía la “Jornada federal para el control del cáncer de mama: El trabajo en equipo como garantía de acceso, calidad y equidad en salud pública”. Este encuentro tuvo el fin de compartir las experiencias de trabajo conjunto realizadas con los programas sanitarios provinciales de La Pampa, Neuquén y Santiago del Estero.

En ocasión del evento el ministro de Salud de la Nación, Dr. Ginés González García, indicó que “este tipo de jornadas federales son una forma democrática de encarar en todo el país un tema como el que nos convoca hoy, contando con la participación de referentes provinciales del cáncer”. Y agregó que “desarrollamos políticas federales en articulación con todos los gobiernos, nos llena de orgullo y creemos que es la única manera de construir un país mejor y un futuro mejor, con menos cáncer”.

Por su parte el jefe de gabinete del Ministerio de Salud, Lisandro Bonelli, dijo: “celebro poder participar de estos encuentros, donde se permite la construcción de ideas y donde se recupera el Estado nacional como rector de la salud pública”.

Para finalizar la directora del INC, Dra. Patricia Gallardo, destacó “la importancia del trabajo en conjunto, articulando con cada una de las jurisdicciones para generar políticas públicas federales, a fin de seguir generando acciones que posibiliten bajar la mortalidad en el cáncer”.

En el marco de las actividades que se están realizando durante todo este mes para concientizar e informar sobre el cáncer de mama, esta iniciativa demostró que los tres ejes del PNCM -calidad, monitoreo y cobertura- se desarrollan en forma conjunta e integrada con los equipos sanitarios de todo el país, para alcanzar los objetivos programáticos de reducir la mortalidad, garantizar el tratamiento adecuado y mejorar la calidad de vida de las pacientes en todo el territorio nacional.

Esta actividad estuvo dirigida a integrantes de equipos sanitarios de todo el país y participaron más de 200 referentes de las provincias de Buenos Aires, Chaco, Córdoba, Corrientes, Entre Ríos, Jujuy, La Pampa, La Rioja, Mendoza, Misiones, Neuquén, Río Negro, San Juan, San Luis, Santa Cruz, Santa Fe, Santiago del Estero, Tierra del Fuego y Tucumán.

El cáncer de mama es un problema de salud pública en muchos países y también en la Argentina, tanto por la cantidad de mujeres que son afectadas como por las complejidades que impone su control. A nivel local se producen más de 21.000 casos nuevos y mueren unas 6.100 mujeres cada año, siendo la primera causa de muerte por cáncer en mujeres argentinas. Sin distinción de sexos, es el cáncer de mayor incidencia y uno de los que muestra mayores índices de mortalidad, luego del de pulmón y el cáncer colorrectal.

La detección temprana, el diagnóstico preciso y el tratamiento adecuado y oportuno, son las herramientas necesarias para el control del cáncer de mama. La mamografía es el único método reconocido para la detección precoz de esta enfermedad, ya que permite detectar el cáncer de mama en su fase asintomática, cuando todavía la lesión no es palpable. Esto hace posible recurrir a mejores posibilidades de cura y tratamientos menos agresivos que los que se realizan cuando el cáncer está más avanzado.