El Senado dio media sanción a la ratificación del convenio 190 de la OIT

La cámara de Senadores y Senadoras de la Nación aprobó por media sanción el proyecto de ratificación del Convenio 190 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) contra la violencia y el acoso en el mundo laboral.


El Senado Nacional dio media sanción a la ratificación del Convenio 190 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) contra la violencia y el acoso en el mundo laboral, que aplica a todos los sectores, público y privado, de la economía formal e informal, en zonas urbanas y rurales.

La aprobación del instrumento fue un compromiso asumido por el Presidente Alberto Fernández en la apertura de sesiones del Congreso, y alcanza a trabajadores y trabajadoras –cualquiera sea su situación contractual– pero reconoce que las mujeres son las más expuestas a la violencia y al acoso laboral y, sobre todo, quienes se encuentran en situaciones más vulnerables, realizan tareas nocturnas o son migrantes. La norma contempla que el trabajo no siempre se realiza en un lugar físico específico, por lo que sus disposiciones abarcan las comunicaciones profesionales, en particular las que tienen lugar mediante tecnologías de la información y la comunicación.

Al respecto, Claudio Moroni, Ministro de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, afirmó: "El objetivo de este gobierno es proteger a todos los trabajadores, celebro la media sanción de este convenio porque los cuida de estar expuestos a una problemática laboral que es gravisima, particularmente a las mujeres que son quienes más lo sufren"

A partir de la ratificación, Argentina deberá adecuar su legislación al contenido del convenio y la prevención y el abordaje de la violencia y el acoso laboral deberán incluirse en las leyes de nuestro país. Asimismo, la mediante la Recomendación 206 que lo complementa, la OIT llama a que el tema se incluya en los convenios colectivos de trabajo y sea materia de la discusión paritaria.

Si bien en Argentina existía jurisprudencia que reconocía la violencia y el acoso laboral como incumplimiento de las obligaciones patronales y violación de los derechos humanos, el Convenio 190 fija un marco común y claro para prevenir y abordar esta problemática con un enfoque integral, que tiene en cuenta las consideraciones de género.