El Jefe de Gabinete expuso su informe de gestión ante Diputados


El jefe de Gabinete, Marcos Peña, afirmó en la Cámara de Diputados que "la economía está creciendo por encima del 4 por ciento anual en este momento" y sostuvo que "este crecimiento económico vino para quedarse, porque es sustentable, sólido y federal y se va a ir acelerando en los próximos meses y años".

Y señaló que es uno de los procesos de expansión "más sanos" que se han dado en el país a lo largo de las últimas décadas, porque "no estamos usando ninguna muleta para crecer", sino que "lo estamos haciendo centralmente a partir de las inversiones, del ahorro y el crecimiento productivo".

Mirá los datos económicos de la presentación del Jefe de Gabinete

Peña afirmó que claramente "la Argentina ha salido de la zona de crisis" y quedó demostrado que "los augurios, los pronósticos, o en algunos casos los deseos de que venga una gran crisis económica, día a día se ha ido mostrando que no tienen fundamentos en la realidad".

Dijo que "somos plenamente conscientes de que todavía hay millones de argentinos que tienen dificultades y que no han sentido aún todos los efectos de esa recuperación".

"Pero a todos ellos les decimos, además del agradecimiento por el acompañamiento de todo este tiempo, que esta vez el esfuerzo vale la pena, porque está rindiendo sus frutos y nos augura que vamos a tener cada vez más oportunidades, cada vez más trabajo y cada vez más posibilidades de desarrollar un proyecto de vida", sostuvo.

El Jefe de Gabinete expuso el habitual informe de gestión del Poder Ejecutivo ante la Cámara baja, que incluyó como tramo introductorio, antes de responder a preguntas de los legisladores, un análisis sobre el desarrollo y las perspectivas de la actividad económica.

Peña apuntó que "la economía está creciendo por encima del 4 por ciento anual y estamos cruzando el pico de actividad económica anterior, de junio de 2015".

Afirmó que "la inversión, como motor de crecimiento, sube a un ritmo de dos dígitos", en tanto que "el salario real viene mejorando todos los meses desde enero y el empleo mantiene su tendencia positiva".

Indicó que "el consumo tardó en arrancar, pero ya mejora a un buen ritmo", y puso de relieve que esto "va acompañado de un proceso de baja de la inflación".

"En julio la inflación anual fue de 21.4 por ciento, la más baja desde 2009, y en los últimos 12 meses la inflación interanual bajó a la mitad de 41,3 al 21,4 por ciento", afirmó.

Remarcó que "no solo es la más baja de los últimos siete años, sino que todas las expectativas y pronósticos indican que seguirá descendiendo en los próximos meses y años".

Señaló, además, que "llevamos varios meses de fuerte aumento de la recaudación, con los dos impuestos más ligados a la actividad, el IVA y el impuesto al cheque, que están creciendo a un ritmo de más de 10 puntos por encima de la inflación".

En el mismo sentido "la recaudación de la seguridad social, que permite ver la evolución del empleo y del salario, está creciendo apenas un poco debajo de eso", indicó.

Peña dijo que "primero se despertaron el agro y la obra pública, pero ahora el crecimiento de la inversión no está concentrado en un sector particular, o en un proyecto en particular".

"Son miles de pequeñas de decisiones- una maquina más para la línea de producción, un camión más para el reparto-, tomadas para un futuro mejor. Hay confianza en un futuro mejor", destacó el Jefe de Gabinete.

Precisó que "el poder de compra de los salarios mejoró en torno al 6,5 por ciento respecto del año pasado y ya acumula un semestre completo de mejora acelerada".

Dijo que "según nuestras estimaciones, la cantidad de trabajadores registrados superará los 12,2 millones, el mayor nivel de la historia desde diciembre de 2015".

Señaló que "el liderazgo en la recuperación del empleo lo lleva la construcción, que tiene más de 10 por ciento de crecimiento en trabajadores formales, unos 40.000 más que hace un año".

Además, "en el interanual el empleo privado creció en 16 de las 24 provincias, particularmente en el norte del país", agregó.

Aseveró que los resultados positivos "se empiezan a ver en todos los sectores de la economía, comenzando por la industria, a la que le costó recuperarse, pero que ya está creciendo por encima del 6 por ciento".

"Las exportaciones industriales están creciendo al 25 por ciento anual, y las importaciones de máquinas y equipamientos un 55 por ciento en julio" luego de cinco años de contracción de la actividad, afirmó.

Agregó que "la estimación es que en junio la industria creció un 6.6 por ciento anual y en julio creemos que estuvo en un número similar o levemente inferior".

"En cualquier caso- subrayó- ya estamos por encima de diciembre de 2015. De los 12 sectores que componen el Estimador Mensual Industrial del Indec, 11 presentaron variaciones interanuales positivas en junio".

Puntualizó luego que "en lo que va del año el sistema financiero otorgó créditos comerciales por 99.000 millones de pesos", lo que equivale a 700 millones por día, "una cifra récord desde que se tiene registró en 2003".

Afirmó que en este contexto "el acceso a al crédito hipotecario volvió a ser una realidad" en la Argentina con una tasa de crecimiento de alrededor del 20 por ciento mensual.

"Para poner en perspectiva esta explosión del crédito el Banco de la Nación Argentina dio en poco más de tres semanas de agosto el equivalente a 12 veces lo otorgado en agosto de 2015 por el mismo concepto", indicó.

Respecto de la recuperación del sector agropecuario sostuvo que "en las últimas cosechas el maíz y el trigo mostraron un aumento del 24 y 63 por ciento, respectivamente, y fueron récord con 49,5 millones de toneladas para el trigo y 18,9 milores de toneladas para el maíz".

A su vez, en materia ganadera dijo que "de a poco empezamos a recuperar los 10 millones de cabezas perdidos en la etapa anterior", en tanto que "la producción bobina ha mejorado un 8 por ciento en lo que va del año".