Presidencia de la Nación

El Gobierno Nacional presentó en Washington la iniciativa “EcoToken”, una propuesta financiera innovadora basada en blockchain para promover inversiones que protejan la naturaleza y las comunidades

El Secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz, y el gobernador de la provincia del Chaco, Jorge Capitanich, con el apoyo de diversos organismos internacionales, presentaron la iniciativa de tokenización de servicios ecosistémicos como un mecanismo innovador de financiamiento que promueve el desarrollo sostenible en los territorios.


En el marco del Día Internacional de la Tierra, la Secretaría de Asuntos Estratégicos y el gobierno de la Provincia del Chaco presentaron en Washington, con el acompañamiento del embajador argentino en Estados Unidos Jorge Argüello, el proyecto “EcoToken”, una herramienta financiera de pago por servicios ecosistémicos para el desarrollo sostenible de la Argentina.

Se trata de una propuesta innovadora diseñada por la Secretaría de Asuntos Estratégicos en conjunto con el gobierno de la Provincia de Chaco, que cuenta con el apoyo de organismos multilaterales como el Banco Mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y el Programa de Naciones Unidas para el Ambiente (PNUMA), cuyo objetivo principal es promover inversiones destinadas exclusivamente a financiar acciones enmarcadas en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

La iniciativa consiste en la creación de un activo financiero, basado en la tokenización y la utilización de tecnología blockchain, para la valuación y pago por servicios ecosistémicos. Este modelo de negocio disruptivo incorpora mecanismos de monitoreo que otorgan transparencia y trazabilidad al activo. De esta manera, se alinean los incentivos económicos y financieros hacia la preservación del ambiente y, busca posicionarse como un mecanismo de finanzas sostenibles para la inversión y el ahorro.

Durante la presentación, el Secretario de Asuntos Estratégicos de la Nación, Gustavo Beliz, explicó que “las disrupciones tecnológicas ofrecen una serie de oportunidades para la economía global si son bien utilizadas”. Al respecto, indicó que esta “iniciativa requiere de una valuación económica de los servicios ecosistémicos para la que estamos trabajando con instituciones referentes y metodologías mundialmente reconocidas”, con el énfasis puesto en “alinear aquellos incentivos con el progreso social”. Asimismo, mencionó que “es tiempo de pensar en la naturaleza del valor, así como el valor de la naturaleza” para nuestras economías y el desarrollo.

“Es tiempo de innovar para que el desarrollo económico sea sostenible”, sostuvo el gobernador de la Provincia del Chaco, Jorge Capitanich. “Por eso creemos que a través del pago por servicios ecosistémicos podemos mejorar la preservación de la naturaleza y la vida de las comunidades”, explicó. Capitanich detalló que el financiamiento generado a partir del Ecotoken se canalizará mediante un fondo fiduciario con auditoría ciudadana y de organismos internacionales, para la implementación de acciones que promuevan el desarrollo territorial sostenible, como el acceso a la vivienda, la promoción de energías renovables, la promoción de actividades productivas sostenibles como la apicultura, la investigación científica, la agroecología, el ecoturismo, entre otras. Estas inversiones permitirán generar valor en las comunidades, el cual será medido y reportado mediante indicadores establecidos en los Objetivos para el Desarrollo Sostenible (ODS).

En tanto, el Subsecretario de Conocimiento para el Desarrollo, Rodrigo Rodriguez Tornquist, destacó la necesidad de “incorporar el conocimiento de las comunidades que viven en el lugar para mejorar su cuidado” y mencionó que esta herramienta ofrecerá un incentivo para que los gobiernos y las comunidades locales construyan planes de desarrollo territorial participativos y accedan a recursos para su implementación”. En ese sentido, informó que parte de los recursos generados serán asignados para “mejorar el conocimiento científico sobre estos ecosistemas y la adopción de tecnologías aplicadas al sistema de monitoreo ambiental”. “Alineando las finanzas sostenibles y la utilización de nuevas tecnologías para la promoción del desarrollo sostenible, abrimos un nuevo capítulo en el modelo de desarrollo, por eso debemos hacer un proyecto replicable y escalable, mediante un aprendizaje colaborativo entre gobiernos, sociedad y organismos internacionales”, concluyó.

Por su parte, el Director del Banco Mundial para Argentina, Paraguay y Uruguay, Jordan Schwartz, agradeció la oportunidad de apostar a una tecnología innovadora en conjunto con el gobierno argentino y llamó a aprovechar la “eficiencia de los nuevos activos digitales para hacer algo bueno con ello”. Además, enfatizó su apoyo a la iniciativa y el deseo de seguir apoyando a la Argentina en el diálogo para el desarrollo de los mecanismos transformacionales e innovadores para la financiación de servicios ambientales y conservación ambiental en el país.

Para el Jefe de la división de cambio climático del BID, Graham Watkins, es “necesario algo nuevo para ganar la batalla y cerrar la brecha existente de financiación que permita cuidar el ambiente”. En ese sentido, destacó la creación del EcoToken como una forma de impulsar el involucramiento de las comunidades en las finanzas sostenibles.

“Desde CAF estamos dispuestos a desarrollar este tipo de proyectos”, apuntó Julián Suárez, vicepresidente de Desarrollo Sostenible de esa entidad. Suárez detalló que “hay casos en Costa Rica, Ecuador, Colombia, que nos dicen que es posible lograr implementar pagos por servicios ecosistémicos”.

Marcos Neto, Director de Finanzas Sostenibles del PNUD, calificó al EcoToken como un “mecanismo innovador” y ponderó el posicionamiento de la Argentina en relación a su “gran ecosistema fintech” que lo convierte en el lugar adecuado para un proyecto de estas características, “tenemos que hacerlo funcionar juntos” aseguró. “No se puede resolver la pobreza sin resolver la crisis climática y viceversa”, añadió.

Por último, Gabriel Labbate, del Programa de las Naciones Unidas para el Ambiente (PNUMA), aseguró que esta entidad “puede contribuir a lograr la más alta integridad social y ambiental del EcoToken”. “Hay una base sólida para construir; con el apoyo del PNUMA y PNUD, la Argentina podrá acceder a los recursos necesarios para pensar e implementar mecanismos innovadores como el que discutimos hoy, y por eso apoyamos en todo aspecto a esta iniciativa”, agregó.

Además, acompañaron la presentación más de 80 invitados virtuales, entre los cuales se encuentran representantes de organismos multilaterales de crédito, instituciones internacionales, ONG, empresas de base tecnológica y fondos de inversión.

Sobre el proyecto

Durante este año se llevará a cabo la primera prueba piloto con 100.000 hectáreas de “El Impenetrable” chaqueño, dentro de la segunda región boscosa más extensa del continente, luego de la selva amazónica, y la más amenazada por cambios en el uso de la tierra. A partir de esta experiencia, la propuesta se extenderá hacia otras provincias del país.

El EcoToken, que representa el registro de los servicios ecosistémicos (flujo) en un determinado territorio, será emitido por una entidad financiera y se podrá comprar a través de una billetera digital, generando, democráticamente, acceso a los pequeños y medianos ahorristas, así como a los inversores institucionales.

La incorporación de la perspectiva de la sostenibilidad a las finanzas configura un intento de respuesta ante la triple crisis planetaria del cambio climático, la degradación de la naturaleza y la contaminación. En este contexto, nace con el objetivo de garantizar un uso resiliente y sostenible de los servicios ecosistémicos que la región de América Latina provee.

Qué es el “EcoToken” y cómo funciona

Se trata de una herramienta financiera digital (token) respaldada por los múltiples servicios ambientales que brindan los ecosistemas de nuestro país. Utiliza tecnología Blockchain, Internet de las cosas y sistemas de información satelital para asegurar que los ingresos generados se destinen a mejorar el ecosistema al que está asociado y la calidad de vida de sus comunidades.

El dinero de cada token adquirido se destinará a un fondo fiduciario con fin específico que podrá utilizarse para mejorar la calidad y el conocimiento de los ecosistemas y promover el desarrollo integral y sostenible. A través de un sistema de monitoreo, reporte y verificación (MRV) que otorga transparencia y trazabilidad a la iniciativa, los compradores y compradoras del token podrán ver cómo se están llevando adelante proyectos agroecológicos, de mejora de infraestructura y conectividad, sistemas de alerta temprana de incendios, entre otros.

Scroll hacia arriba