El ENRE determinó a la concesionaria TRANSENER como principal responsable por el apagón masivo del Día del Padre

El Ente Nacional Regulador concluyó que el 16 de junio de 2019 el Sistema Argentino de Interconexión quedó en negro por la acción negligente de la transportista.


A través de la Resolución N° 03/2021 del Área de Aplicación y Administración de Normas Regulatorias, el Ente Nacional Regulador de la Electricidad estableció que el 16 de junio de 2019 TRANSENER S.A llevó el sistema eléctrico argentino al colapso, a través de acciones contrarias a las obligaciones asumidas como prestador monopólico del servicio público de transporte de energía eléctrica.

Con apoyo de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Buenos Aires, el ENRE determinó que la transportista cometió errores operativos que afectaron la seguridad y confiabilidad del Sistema Argentino de Interconexión (SADI). La formulación de cargos es proporcional al cargo horario para líneas de 500 kV por cada cien kilómetros, teniendo en cuenta los antecedentes, la gravedad de la falta y las particularidades del caso.

Asimismo este Ente Nacional sancionó a TRANSENER mediante la Resolución ENRE N° 124/2021, debido a las indisponibilidades de su equipamiento registradas en junio de 2019, y mediante la Resolución ENRE N° 121/2021 por no haber estado en condiciones de informar el origen del evento en cuanto al funcionamiento de sus protecciones, hasta varias horas después de ocurrido.

Dadas las particularidades del caso, las actuaciones se realizarán de conformidad al Reglamento para la Aplicación de Sanciones aprobado por la Resolución ENRE Nº 23/1994.

Por su parte, el ENRE está llevando a cabo el proceso sancionatorio de los más de 300 agentes distribuidores y grandes usuarios del mercado eléctrico a los que ya se le formularon cargos; a los generadores por falla en el arranque en negro y desconexión anticipada; y al resto de transportistas involucradas en el hecho.

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad continúa trabajando con el objetivo de velar y promover la correcta operación, la confiabilidad y el desarrollo armonioso de nuestro sistema eléctrico.