Día Internacional de las Personas con Discapacidad

Informe realizado por el área de Discapacidad del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI) en esta fecha.


Desde que en 1992 la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el día 3 de diciembre como Día Internacional de las Personas con Discapacidad, esta fecha se celebra en todo el mundo con el objetivo de promover los derechos y el bienestar de las personas con discapacidades en todos los ámbitos de la sociedad y visibilizar y sensibilizar sobre prácticas antidiscriminatorias hacia este colectivo.

Las denuncias de personas con discapacidad recibidas en nuestro organismo

Argentina en 2008 aprobó por Ley 26.378 la Convención sobre los Derechos de las personas con Discapacidad. Desde entonces, el Estado en articulación con la sociedad civil trabaja en la promoción de la autonomía, la inclusión, la equiparación de oportunidades y la no discriminación, bajo el Paradigma Social de Derechos Humanos.

Sin embargo, cabe destacar que en el informe de sistematización delas denuncias recibidas en nuestro organismo, se observa que el motivo de la discapacidad es el que mayor cantidad de casos presenta en el INADI desde 2008 hasta 2019 (20,2%), sin distinción de sexo y con presencia en todos los ámbitos de socialización. Particularmente la discriminación hacia las personas con discapacidad el ámbito laboral aparece como el segundo pretexto de discriminación, luego del estado de salud.

En relación a las consultas recibidas en el organismo entre el 20 de marzo y el 6 de agosto de 2020, es decir durante las primeras 20 semanas del ASPO, la discapacidad se encuentra dentro de los primeros tres motivos por consulta. En especial, las consultas se refirieron a problemas con prestadores y centros de salud, dentro del ámbito laboral o en empresas y comercios. En este último caso, los primeros tipos remiten a problemas en el ingreso a locales, es decir, muchas consultas fueron de personas a quienes no se les permitió entrar con sus hijos/as (mayormente mujeres), seguidas de personas con discapacidad.

Contribuciones para la promoción de los derechos de las personas con discapacidad

Teniendo en cuenta los resultados de este informe, desde el INADI proponemos avanzar en el camino ya iniciado en el ámbito del trabajo para dar total cumplimiento a la Ley de Cupos (N°22.431) que establece que el Estado debe tener al menos un 4% de personas con discapacidad entre sus empleados/as. Asimismo, debemos seguir trabajando para promover la inclusión laboral en el sector privado, desterrando la discriminación por motivo de discapacidad. Por otra parte, si bien nuestra normativa establece que las personas con discapacidad tienen derecho a una educación inclusiva (Ley 26.206), se registran distintos tipos de barreras e impedimentos a la hora de establecer ajustes razonables que respeten la diversidad funcional de las personas. Los ámbitos del trabajo y de la educación resultan fundamentales para la construcción de trayectorias de vida autónomas que permita romper con el patrón de desigualdad al que se somete a las personas con discapacidad y que son trazados por la perspectiva de la patologización y el paternalismo.

Pero además para que eso sea posible, una cuestión fundamental atener en cuenta es que los entornos, los edificios, productos y servicios de nuestras ciudades deben tener diseño universal para llegar, usar y transitar en todas las etapas diferentes de la vida.En este sentido, el derecho de todos/as/es a la accesibilidad urbanística, edilicia, comunicacional y del transporte, es un eje transversal del desarrollo de las sociedades inclusivas.

Por tales motivos, desde el INADI en esta fecha reiteramos nuestro compromiso en la promoción de los derechos de las personas con discapacidad, centrándonos en su empoderamiento en el marco de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.