Detección de 1400 kilos de alimentos transportados irregularmente

Quesos, salamines, carne bovina y grasa fueron encontrados en vehículos sin las condiciones higiénico-sanitarias, ni la documentación correspondiente.


General Roca (Río Negro) – El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) decomisó 1.422 kilogramos de productos alimenticios a partir de distintos controles realizados en los puestos de la barrera sanitaria patagónica.

287 kilogramos de carne bovina sin hueso eran llevados sin refrigeración en un auto que circulaba desde la localidad pampeana de 25 de Mayo hacia Catriel, en la provincia de Río Negro. Esta mercadería fue encontrada durante una inspección en el Puesto de Puente Dique Catriel.

Además, 425 kilogramos de grasa eran transportados de manera oculta, entre pallets de tomate, y sin su documentación sanitaria en un camión que se dirigía a General Roca desde Tapiales, provincia de Buenos Aires. En este caso, quienes detectaron la infracción fueron agentes que realizaban controles de rutina en el puesto del Km 714 de la Ruta Nacional Nº 3.

Por último, esta mañana, 160 kilos de quesos y 550 kilos de salamines fueron hallados debajo de la cama de una casilla rodante, durante un control en el Puesto de Puente Dique Catriel. Este vehículo viajaba desde Río Cuarto hacia Neuquén capital.

Los productos no solo no contaban con las condiciones de higiene y conservación adecuadas, sino que no tenían documentación de respaldo y en el caso de los quesos carecían de rótulos identificatorios y fecha de vencimiento.

Ante todas estas irregularidades el personal del Senasa determinó el decomiso y destrucción de la mercadería.