Conocé los dibujos finalistas del concurso “Un Día en el Parque Nacional”

Te mostramos los dibujos finalistas y el trabajo ganador de la cuarta edición del Concurso Nacional de Dibujo.


La Escuela Nº 414 “Adolfo Kapelusz” de San Pedro de Jujuy resultó la ganadora de la cuarta edición del concurso nacional de dibujo “Un Día en el Parque Nacional”, organizado por la Administración de Parques Nacionales (APN), con el apoyo de la Secretaría de Gobierno de Ambiente y Desarrollo Sustentable y el Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de la Nación, y del que participaron chicos de 4to grado de escuelas de todo el país.

Este fue el dibujo con el que los alumnos se consagraron ganadores y, como premio, viajarán al Parque Nacional Iguazú:

Escuela Nº 414 “Adolfo Kapelusz” - Parque Nacional Calilegua

Una interpretación libre de las selvas de montaña o Las Yungas, donde algunas de las especies de árboles más características como ceibo rosado y jacarandás sobresalen. Posados en sus atalayas el tucán grande, maracanás cuello dorado, y un trogón. Acechando entre la vegetación el uturunco. Con pocos elementos y el uso de materiales que generan tridimensión, sumado a la distribución de la fauna nos permite imaginar esta selva singular.

Estos fueron los dibujos que ocuparon el segundo y tercer puesto:

Esc Nº 291 “Dr. Edmundo Vargas Gómez” - Naturaleza floreciente

En un pastizal correntino, se realzan la figura de un lapacho rosado en flor y un yetapá de collar, pájaro de ciertos pastizales, amenazada y muy local. Ambos elementos son componentes del emblema del Parque Nacional Iberá. A través del árbol y el ave, la composición entreve lo vibrante y cálido de los colores del Iberá.

Esc Nº 25 “Mariano Moreno” - Parque Nacional Chaco

Un sendero que se adentra en el monte del Chaco Húmedo, donde se representa los distintos niveles del monte: sotobosque de caraguatás y otras hierbas, pocos arbustos y un dosel de árboles y lianas. En el margen inferior derecho un humedal vegetado se representa con un yacaré y dos aves acuáticas. En cuanto al resto de la fauna se incluyeron un pecarí de collar, un loro hablador, cardenales comunes, una ranita de zarzal y una hembra del emblemático carayá negro. El uso de materiales con diversas texturas exalta lo abigarrado del monte (lianas, flores de lapacho rosado, caraguatás).

Y el resto de los finalistas son:

EP Nº 49 “Rafael Obligado” - Parque Nacional Bosques Petrificados de Jaramillo

Esparcidos por esta muestra de la estepa patagónica, los troncos fósiles de araucarias son las evidencias de un tiempo pasado que se integra con una biodiversidad local actual. Manadas de guanacos, zorros colorados, piches, tucúqueres y loicas, se desplazan entre la vegetación achaparrada. Los materiales reciclados generan una lograda textura de los fustes y las serranías.

EP Nº 18 “Leodegario Córdova” - Parque Nacional Sierra de las Quijadas

Enmarcada por lo imponentes farallones, se resalta el paisaje que los visitantes disfrutan desde un sitio privilegiado. En un primer plano, bordeando el sendero, encontramos una chica (planta endémica y amenazada), varios cactus en flor, y otras plantas. Un cartel nos guía hacia uno de los puntos de atracción: la huella de un dinosaurio saurópodo. En ese paseo se descubre una mara y un zorro gris. En el valle central una prominencia rocosa, guanacos y un felino de gran tamaño. Surcan los cielos un águila mora y un cóndor andino. La composición en tres planos favorece la visión panorámica y sus elementos, en algunos casos que destacan por el uso de materiales que brindan tridimensionalidad y textura.

Esc Nº 4 “Juan Bautista Alberdi” - Parque Nacional Laguna Blanca

La composición en capas da una sensación de profundidad que repercute en la visualización de diferentes ambientes. En primer plano la Estepa Patagónica se materializa con sus plantas achaparradas y en cojín, donde deambulan un zorro gris, la exclusiva y amenazada rana de Laguna Blanca, y algunos exóticos como la liebre europea. En la laguna resaltan un cisne de cuello negro (emblema del área) y flamencos australes, pato cuchara y gallaretas chicas. Limitando con las estribaciones serranas dos lagartijas propias del lugar, un gato montés y un ave rapaz. Atraviesan la escena una bandada de cisnes de cuello negro. La obra, mediante carteles, nos invita a reflexionar sobre la conservación del patrimonio natural y cultural.

DIEGEP Nº0493 “Colegio de la Inmaculada Concepción” - Conservación y cuidado de la flora y fauna

La composición da cuenta de la diversidad típica de flora y fauna de los Esteros del Iberá. En primer plano un ambiente acuático son diversas aves como el jabirú, garzas, carau, un carpincho en alerta ingresando al agua y otros dos interactuando. Reposando en las márgenes de la laguna, un yacaré se asolea. Completan el ambiente las plantas acuáticas como el irupé y la amapola de agua. En cuanto los ambientes de pastizales y sabanas, el oso hormiguero, deambula en cercanías de una mulita y un gualacate. Entre palmeras el yaguareté irrumpe en la escena, mientras pechos colorados y federales lo observan desde lo alto. Al fondo una familia de ciervo de los pantanos merodea con un alilicucú de testigo. Integrada al entorno, la presencia de un guardaparque nacional integrado con su trabajo al lugar. Para finalizar podemos hablar (a pesar de la abundancia de elementos) de una composición en armonía con el uso pertinente de diversas texturas.

Esc Nº 4 “Dr Santiago Cortinez” - Parque Nacional Río Pilcomayo

Escena característica de la laguna Blanca y sus ambientes cercanos. Un yacaré se asolea en la pasarela camino al mirador, que atraviesa la vegetación acuática. En una sabana de pastizales y palmeras caranday, se observa una muestra de fauna representada por un aguará guazú, un oso melero, un carayá negro, y un loro. En primer plano un tacurú con sus termitas otorga profundidad al resto de la composición. Se destaca la figura del yacaré compuesta con cáscaras de semillas.

Esc Nº 88 “Coronel Borges” - Un día en el Parque Nacional Copo

Escena típica del monte de Chaco Seco, donde descollan árboles como el quebracho colorado santiagueño, además del quimil. Transitando un peladal se concentra la fauna característica: dos yaguaretés, un pecarí quimilero, un pequeño ciervo conocido como guazuncho o corzuela parda, y un tatú carreta. Engalanando el cielo del crepúsculo una lechuza de campanarios busca su presa. Compositivamente la distribución de esta diversidad es armónica y permite un agradable recorrido visual de la escena.

Nº A-030 “Colegio del Sol” - Un día en el Parque Nacional Los Arrayanes

El dibujo en capas ilustra con acierto un recorte representativo del Bosque Patagónico del Parque Nacional Los Arrayanes. En él se destacan el chucao (ave endémica de estos ambientes), el monito de monte (uno de los pocos marsupiales patagónicos), la cotorra cachaña, y el huillín (asomando su cabeza del lago). Entre la flora se representa al chilco o aljaba (con flores pendulantes), el amancay (de flores amarillas) y el arrayán, árbol emblemático del bosque que el parque forma bosques casi puros.

C0701 “Instituto Adventista Comandante Andresito” - Pinceladas de Compromisos y Aventuras

Los yaguaretés dominan la escena ingresando en la selva dominada por diversos árboles, palmeras pindó, un mburucuyá, entre otros vegetales. Los tucanes grandes, habitantes muy comunes se observan en perchas naturales. Un coatí se divisa a los lejos. La caída de agua encajonada completa la escena. En la obra se ven reflejados los servicios del área protegida a través del típico tren que desplaza a los turistas. A pesar de su aparente dualidad en la composición (cascada y selva) el primer plano está trabajado para integrarlos y dar profundidad desde el lugar donde el turista suele posar la mirada.

Esc. María Teresa Navarro - PI Marino Makenke

Paisaje tratado en los ambientes más importantes que confluyen en esta área protegida. En el margen inferior la vida marina se representa con un delfín, dos peces y cachiyuyos. En intermareal dos lobos marinos descansan al sol mientras gaviotas sobrevuelan las formaciones rocosas propias de nuestras costas patagónicas. A través de los materiales, la rugosidad del ambiente terrestre y la trasparencia del mar logran una convincente postal del área protegida.