Camaño aclaró que los intendentes son responsables de que los beneficiarios realicen la contraprestación

La ministra de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, Graciela Camaño aclaró hoy que los beneficiarios del plan para Jefes y Jefas de Hogar Desocupados “tienen la obligación de realizar una contraprestación” pero aseguró que el intendente de la localidad rionegrina de Cipolletti, “no puede desentenderse de sus responsabilidades”.


La ministra de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, Graciela Camaño aclaró hoy que los beneficiarios del plan para Jefes y Jefas de Hogar Desocupados “tienen la obligación de realizar una contraprestación” pero aseguró que el intendente de la localidad rionegrina de Cipolletti, “no puede desentenderse de sus responsabilidades”.

“Los gobiernos municipales tienen la obligación de garantizar que los beneficiarios realicen sus respectivas contraprestaciones” para acceder al pago el programa asistencial. Así respondió a las versiones periodísticas que dieron cuenta de una presunta paralización de la obra de construcción de una ciclovía por falta de obreros del Plan Jefes.

Según esa especie periodística, de una convocatoria

para que un centenar de beneficiarios realicen su contraprestación, sólo siete se sumaron a esas tareas, en las que se prevé la comunicación del centro de Cipolletti con el barrio Puente 83.

Camaño recordó que la no realización de la contraprestación por parte del beneficiario es “causal de baja” del Plan Jefes. “Cuando un beneficiario del plan jefes no realiza la contraprestación para la que es convocado el intendente juntamente con el Consejo Consultivo deben realizar las bajas pertinentes”, dijo.

“Nosotros tenemos en el Ministerio muchos pedidos de baja, realizados por los intendentes y los Consejos Consultivos cuando se advierten negativas a realizar la contraprestación”, relató la funcionaria, quien además subrayó que “en el país son muchos los intendentes que trabajan correctamente con el plan y hacen efectiva la norma que determina que la contraprestación es obligatoria”.

Pero contrapuso que “hay otros intendentes que prefieren agarrar un teléfono y llamar a una radio a contar lo que está pasando como si fuera un comentarista de la realidad y no tuviera responsabilidad en la administración”.