Brasil condecoró a Dante Sica con la Gran Cruz de la Orden de Río Branco

El ministro recibió la distinción más prestigiosa otorgada a quienes contribuyen a estrechar las relaciones entre los dos países.


El ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, fue condecorado con la Gran Cruz de la Orden de Río Branco por el gobierno de Brasil, la distinción más prestigiosa otorgada a quienes contribuyen a estrechar las relaciones entre los dos países.

El embajador de Brasil Sérgio F. Danese destacó el “trabajo que el ministro viene realizando, hace ya muchos años, en favor de la integración productiva” entre ambos países, y subrayó: “Como ministro, desde el primer momento, puso al servicio de la Argentina toda su experiencia práctica y su análisis refinado en el campo de la economía y el comercio exterior argentinos”.

También resaltó el “conocimiento del ministro Sica del sistema productivo brasileño, especialmente el industrial” para fortalecer la relación entre ambos países, y resaltó su “contribución firme” para potenciar el Mercosur y las relaciones extra bloque, como los acuerdos con la Unión Europea y EFTA, “que nos proporcionarán la integración al mundo”.

Al recibir la mención de honor, el ministro Sica sostuvo que “con dificultades, avances y retrocesos, debates y acuerdos, hemos ido avanzando en un proceso de integración que mira más al futuro que al pasado. En estas tres décadas, ninguna crisis económica o política puso en duda la necesidad de fortalecer y profundizar la unión de nuestros países”.

Sica subrayó que hoy Brasil es el principal destino de las exportaciones argentinas, en especial las industriales, y habló de los avances logrados en conjunto en los últimos meses, destacando el acuerdo por 10 años para la integración definitiva de la industria automotriz y el acuerdo Mercosur-UE.

“Fueron los ex presidentes José Sarney y Raúl Alfonsín quienes en los 80 refundaron nuestra relación. Hoy les toca a los presidentes Bolsonaro y Macri honrar esos compromisos y proyectarlos a futuro. A cada uno de nosotros también nos toca una responsabilidad: necesitamos avanzar en la integración por el bien de nuestros pueblos y su desarrollo. Lo aprendí como consultor y lo vivo como ministro: Brasil y la Argentina tienen la obligación de crecer juntos y ser el motor de América Latina”, agregó el ministro durante la ceremonia celebrada en el Palacio Pereda.

En octubre de 2017, Sica había sido condecorado con la Orden de Río Branco. Esta Orden tiene como objetivo galardonar a quien, por cualquier razón o benevolencia, es merecedor del reconocimiento del Gobierno de Brasil, y sirve para estimular la práctica de acciones y hechos dignos de mención de honor, así como para distinguir servicios meritorios y virtudes cívicas. La Gran Cruz es el reconocimiento más alto de esta orden.