Banco Mundial financiará USD 586 millones para la implementación de programas sociales en beneficio de los más vulnerables en Argentina.


Los recursos permitirán mejorar las condiciones ambientales y educativas de los sectores de más bajos ingresos.

El Ministro de Hacienda, Hernán Lacunza y el Director del Banco Mundial para Argentina, Paraguay y Uruguay, Jordan Schwartz, suscribieron el contrato de préstamo para el programa Mejora de la Inclusión Educativa en el Nivel Secundario y Superior por USD 341 millones y el financiamiento adicional para el proyecto de Desarrollo Sustentable de la Cuenca Matanza Riachuelo II por USD 245 millones.

En el marco de una estrategia multidimensional, el programa de mejora educativa promueve la ayuda financiera para la educación primaria y superior a través de las Becas Progresar, el apoyo a los programas para mejorar el beneficio de permanecer en la escuela como “Asistiré”, la implementación de las evaluaciones educativas “Enseñar” y el desarrollo de capacitación docente. El programa tiene como objetivo promover oportunidades de aprendizaje permanente, y garantizar una educación inclusiva y equitativa de calidad para todos. La ejecución de este programa beneficia directamente alrededor de 2 millones de alumnos a nivel nacional, que en situación de vulnerabilidad reciben incentivos financieros para poder terminar sus estudios en los diferentes niveles de educación.

El proyecto Cuenca Matanza Riachuelo, por su parte, tiene como objetivo mejorar la calidad ambiental y las condiciones sanitarias a lo largo de las márgenes del Río de la Plata, y a su vez suministrar una solución a largo plazo y efectiva para la disposición segura de las aguas residuales de la ciudad de Buenos Aires. Este financiamiento adicional dará continuidad a las obras que se encuentran en ejecución, con el propósito de mejorar los servicios de saneamiento mediante la expansión de la capacidad de transporte y tratamiento, coadyuvar a la reducción de las descargas industriales al río, promover una mejora en la planificación de las inversiones en desagües urbanos, y fortalecer el marco institucional de ACUMAR para la limpieza continua y sustentable de la cuenca. Son beneficiarios directos 2.4 millones de habitantes de los 14 municipios intervinientes en la cuenca, y 1.2 millones más de personas que viven a lo largo de la costa del Río de la Plata.

La suscripción de estas operaciones es el resultado del trabajo coordinado por la Subsecretaría de Relaciones Financieras Internacionales del Ministerio de Hacienda, a cargo de Martín Soto, y el equipo de especialistas del Banco Mundial quienes reconocen la importancia de implementar estímulos en materia educativa y desarrollar políticas de saneamiento, constituyéndose en programas esenciales para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.