Argentina ratifica el compromiso en el combate de los incendios forestales


El Gobierno argentino, ratificando su compromiso en la lucha contra el cambio climático y la conservación de la biodiversidad, ha ofrecido a través del Presidente de la Nación, la colaboración a nuestros países vecinos, en el combate de los incendios forestales en la Amazonia que afectan recursos importantísimos para el cuidado de nuestra casa común.

Los compromisos asumidos por nuestro país en el Acuerdo de París, y en el Convenio de Diversidad Biológica, debemos honrarlos no solo fortaleciendo nuestra política ambiental puertas adentro, sino también en un esfuerzo común con los países de nuestra región, que es reservorio de los principales pulmones del planeta, y de una porción significativa de su biodiversidad.

Los esfuerzos por reducir la deforestación y la pérdida de bosques nativos que viene realizando la Argentina, y que han permitido que en los últimos cuatro años, la tasa de deforestación se haya colocado en menos de la mitad de lo registrado en las últimas décadas, al mismo tiempo que la producción agropecuaria y forestal han mostrado un crecimiento sostenido, nos permite vislumbrar que el desarrollo y la conservación de los bosques es una meta posible.

Así como hemos colaborado recíprocamente con la República de Chile, coordinando y compartiendo recursos, equipamiento e información para la atención de emergencias ambientales, hoy a través del SINAGIR contamos con capacidad operativa y la decisión política para ofrecer a nuestros vecinos de Bolivia y Brasil, la colaboración necesaria para afrontar la difícil situación que transitan.

Es importante llevar tranquilidad a nuestros conciudadanos respecto a que la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación viene monitoreando en forma permanente, la situación de ocurrencia de incendios forestales. Diariamente publica mapas de peligro de incendios forestales y rurales para todo el país, así como alertas de peligro de incendios en forma semanal, y un índice de combustibilidad para las distintas regiones del país. Así como quincenalmente está reportando informes a las provincias del Sistema de Alerta Temprana de Deforestación.

Del análisis de esta información surge que hoy nuestro país no está en situación de riesgo de que lo que viven los países vecinos pueda replicarse en Argentina. No obstante ello, seguimos de cerca el monitoreo permanente de la situación en todo el norte del país, donde estamos en temporada alta en cuanto al riesgo de ocurrencia de incendios.