Presidencia de la Nación

Ambiente participó de la reinserción de tres lobos marinos rescatados fuera de su hábitat

Los mamíferos fueron devueltos al mar desde las playas de San Clemente del Tuyú. La Brigada de Control Ambiental (BCA) organizó el operativo de rescate, traslado y reinserción de los lobos de dos pelos.


El Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible que conduce Juan Cabandié, a través de la Brigada de Control Ambiental (BCA), fue parte de la reinserción de tres lobos marinos a su entorno natural en la costa atlántica de la provincia de Buenos Aires, luego de haber sido rehabilitados por la Fundación Mundo Marino.

La BCA que depende de la Secretaría de Control y Monitoreo Ambiental, a cargo de Sergio Federovisky, se encargó de coordinar el traslado de uno de los animales, en primera instancia, a la Fundación Temaikén donde se lo asistió y se le brindaron cuidados veterinarios, y posteriormente, a la Fundación Mundo Marino, en San Clemente del Tuyú, donde completó el proceso de rehabilitación.

Se trata de un lobo marino macho juvenil de la especie de dos pelos sudamericano (Arctocephalus australis), que fue rescatado en un arroyo con desembocadura en el río Gualeguaychú, a la altura de la localidad entrerriana de Primero de Mayo, entre los municipios de Villa Elisa y Pronunciamiento.

También regresaron al mar 2 lobos marinos de la misma especie. Se trata de una hembra juvenil que fue rescatada por la Fundación Ecológica Pinamar y que, al llegar a la Fundación Mundo Marino, evidenció un cuadro de desnutrición y deshidratación que pudo revertirse de manera satisfactoria. Mientras que el otro mamífero macho, también juvenil, fue rescatado por la Fundación Rescate Verdemar en la localidad de Villa Gesell. Además de presentar un cuadro de desnutrición y deshidratación, el animal contaba con una importante inflamación en la zona derecha de su mandíbula que también fue revertida.

Esta especie que pertenece a la familia de los otáridos, posee un pabellón auricular detrás de sus ojos que los diferencia de las focas. Además, utilizan sus aletas posteriores para la locomoción. Su nombre se debe a que poseen dos capas de pelo: una interna, impermeable y otra externa, que cubre a la primera y otorga el color al animal. Se alimentan de langostinos, camarones, calamares y distintos tipos de peces.

Entre los motivos que explican el distanciamiento de esta especie de su hábitat natural, se destaca la baja temperatura de las aguas marinas, que los impulsa a nadar mayores extensiones en búsqueda de alimento. Otras posibles causas del alejamiento de estos mamíferos de sus rutas de referencia habituales son las tormentas o las crecidas o bajantes extraordinarias de cursos hídricos.

De la liberación participaron también personal de la Fundación Mundo Marino.

Galería de imágenes

Scroll hacia arriba