Ambiente habilitó los fondos para los titulares de planes 2018 de la Ley de Bosques

Estarán disponibles en todo el país mediante el nuevo mecanismo de transferencia directa del fondo fiduciario FOBOSQUE.


La Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable, a cargo de Sergio Bergman, puso en marcha un nuevo sistema (Resolución 53/2019) que permite el pago directo de los fondos nacionales de la Ley de Bosques a los titulares de planes de uso sustentable o conservación aprobados en las diferentes provincias. A través del fondo fiduciario denominado FOBOSQUE, los montos asignados en 2018 ya se encuentran disponibles para ser transferidos.

El FOBOSQUE constituye una herramienta que facilita las transferencias señaladas en cuestión de días. Las mismas son destinadas a los propietarios de tierras con bosques nativos que tengan planes de manejo o conservación aprobados por la autoridad provincial. Mediante el nuevo mecanismo, siempre que las provincias lo pidan, se pueden agilizar los plazos para que los recursos lleguen en tiempo y forma a los beneficiarios. Una vez que la autoridad de bosques de la provincia informa a la Nación el listado de planes aprobados y solicita la transferencia directa, los montos se giran a los titulares de los mismos.

Anteriormente, los fondos pasaban indefectiblemente del Tesoro Nacional a las cuentas provinciales. Las provincias debían transferir los recursos a los particulares, en un proceso burocrático que generaba demoras y podía demandar varios años. De todas maneras, el nuevo procedimiento se sumará a esta modalidad de pago tradicional, que permanecerá como opción en los casos en los que se requiera. En relación con esto, mediante el FOBOSQUE se transferirán los montos a las provincias que hayan rendido e informado el uso y destino de los fondos entre los años 2009 y 2015, según lo consensuado con las autoridades provinciales que integran el Consejo Federal de Medio Ambiente (COFEMA).

Desde 2016, el área de Ambiente nacional ha promovido diversas acciones para mejorar la gestión de los fondos de la Ley Nacional de Bosques Nativos. Entre ellas, se suscribieron convenios con las provincias reunidas en el COFEMA y nuevos procedimientos de rendición que, junto con la creación del FOBOSQUE, conforman un sistema más ágil y transparente al servicio de la protección de los bosques nativos.