Actualización de los refuerzos de seguridad y tecnología de Nación en Río Negro

El Ministerio de Seguridad de la Nación, a cargo de Sabina Frederic, hizo un resumen de actualización sobre el desarrollo de las medidas que se encuentra implementando la cartera en colaboración con la provincia de Río Negro; el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación; el despliegue de fuerzas especializadas; y la incorporación de los modernos dispositivos de control y vigilancia acordes al territorio.


Al respecto, ya se instaló un domo para el control de accesos y el refuerzo de la seguridad en Villa Mascardi y sus inmediaciones; se dispuso un control permanente de la Gendarmería Nacional sobre la Ruta Nacional Nº 40 y se reforzó la presencia de las Fuerzas Policiales y de Seguridad Federales especializadas en la zona.

Además, mediante la articulación con la gobernación rionegrina, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación y la Administración de Parques Nacionales, se dispuso la instalación de otro domo que posibilitará el monitoreo remoto de las cámaras de video vigilancia que cuentan con lectores de patentes sobre la traza de la Ruta Nacional 40.

En esa línea, y en acuerdo con la provincia, se dispondrán otras cinco cámaras de video vigilancia, las cuales ya han sido proporcionadas por la provincia rionegrina y se encuentran en la etapa de ajuste de interconectividad para que, a pedido del Ministerio de Seguridad de la Nación, sean de acceso remoto instantáneo para las Fuerzas Federales.

Las otras dos cámaras de vídeo vigilancia han sido provistas por la Administración de Parques Nacionales.

Este proceso de instalación de tecnología de video vigilancia está siendo coordinado por la policía provincial, mientras que las acciones operativas las lleva a cabo el Ministerio de Seguridad de la Nación a través del Escuadrón 34 de la Gendarmería Nacional Argentina que ya ha desplegado en el territorio efectivos provenientes desde Las Heras y La Pampa.

El total de miembros desplegados en la zona para la prevención y la seguridad asciende a cerca de 100 efectivos.

Asimismo, en colaboración con la Empresa Argentina de Soluciones Satelitales Sociedad Anónima (ARSAT), se está mejorando y modernizando la conectividad para las fuerzas desplegadas en la zona y en Parques Nacionales.

Todo este despliegue de las Fuerzas Policiales y de Seguridad Federales y el refuerzo tecnológico coordinado con la provincia de Río Negro, se completará para fines del mes de noviembre.

En tanto, trabajadoras y trabajadores de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) se encuentran patrullando de manera continua la zona y la Ruta Nacional 40, así como, desde el 20 de octubre pasado, una Sección Antidisturbios del Móvil 4 de la Gendarmería Nacional efectúa controles en la localidad de Los Baqueanos.

El refuerzo de seguridad y tecnología ha sido puesto en marcha como parte de la segunda etapa del trabajo de la Mesa de Resolución Alternativa de Conflictos con los Pueblos Originarios, integrada por el Ministerio de Seguridad de la Nación, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la nación (que conduce Mercela Losardo), la gobernación de Río Negro (a cargo de Arabela Carreras), vecinos y vecinas de la zona de Mascardi y representantes de los pueblos originarios.

El trabajo de esta Mesa, que viene desarrollándose de manera ininterrumpida, ha avanzado en esta planificada segunda etapa y, de acuerdo a la indicación del Presidente Alberto Fernández, cuenta con la coordinación de las ministras nacionales Frederic y Losardo.

Cabe aclarar que el lunes 19 de octubre, luego de la orden judicial de desalojar un corte de ruta que se había producido ese mismo día, se coordinó con la Gendarmería Nacional la movilización de personal especializado de dicha fuerza hacia el lugar, a la vez que se tomaron dos medidas simultáneas: el envío de un escuadrón de apoyo del destacamento de Bariloche para que disuadiera a los manifestantes por medio del diálogo; y la orden a una sección Antidisturbios del Móvil 4 de la GNA para que se trasladara hasta la zona.

Finalmente, este personal arribó durante la mañana del 20 de octubre, aunque no fue necesaria su intervención debido a que, de manera pacifica, se logró el levantamiento del corte de la Ruta 40.