Acto por los 40 años del Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas o Involuntarias

La actividad se desarrolló en conmemoración de un nuevo aniversario de la creación del Grupo de Trabajo, mecanismo instituido por la Organización de las Naciones Unidas para ayudar a los familiares de las personas desaparecidas a averiguar el paradero de sus seres queridos.


El encuentro, que tuvo tuvo lugar en el Auditorio del Centro Cultural de la Memoria Haroldo Conti, contó con la presencia de representantes de organismos de derechos humanos, entre los que se encontraban el premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel; Taty Almeida, de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora; y Lita Boitano, de Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas.

El secretario Horacio Pietragalla Corti participó, junto a la Embajadora de Francia, Claudia Scherer-Effosse, del panel de apertura de la jornada, moderado por la subsecretaria de Protección y Enlace Internacional en Derechos Humanos, Andrea Pochak .

“La desaparición forzada es uno de los delitos más aberrantes que puede sufrir un ser humano y sus familiares”, señaló Pietragalla durante su intervención. “Cuando es el Estado quien lleva adelante este delito, son muy pocas las herramientas con las que cuenta el familiar para enfrentar el horror. Pero la historia argentina nos muestra que ante ese horror hubo una unión, hubo una fuerza, esa es la escuela que nos dejan nuestras Madres y Abuelas”.

El secretario también agradeció la presencia de Rosa Schoenfeld, madre de Miguel Bru, y de representantes de la Asociación “Madres en Lucha contra la Impunidad”, y afirmó que “lamentablemente, no podemos decir que en nuestro país no hubo desapariciones forzadas, por eso tenemos que seguir trabajando para fortalecer la democracia. Nunca tenemos que perder la sensibilidad”.

Por su parte, la Embajadora puso de relevancia la valiosa tarea que ha desarrollado desde su creación el Grupo de Trabajo, a la vez que señaló: “Desgraciadamente, este aniversario hoy no es para celebrar ni decir que el trabajo está hecho, el trabajo continúa”. Asimismo, destacó los profundos lazos de cooperación entre Francia y Argentina en relación a la protección y defensa de los Derechos Humanos, y anunció que ambos países se comprometieron a lanzar una campaña a favor de la ratificación universal de la Convención para la Protección de todas las Personas contra las Desapariciones Forzadas

Seguidamente se proyectó un video institucional del Grupo de Trabajo, que dio lugar al panel “40 años de desapariciones forzadas: de la dictadura a la democracia”.

La mesa estuvo integrada por Luciano Hazan, Presidente-relator del Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas o Involuntarias; Estela de Carlotto, Presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo; Rosa Schoenfeld; y Maco Somigliana, del Equipo Argentino de Antropología Forense.

La jornada además contó con la presencia del Embajador de Canadá, David Usher, acompañado por Pablo Rodríguez, líder de la Cámara de los Comunes, que posee un vínculo especial con nuestro país, ya tuvo que exiliarse en la década del ´70 luego del secuestro de su padre.

También participaron del encuentro la dra. Stella Maris Martínez, defensora general de la Nación; y Eduardo Jozami, director de Derechos Humanos del Ministerio de Defensa; así como también representantes de áreas de Derechos Humanos de diferentes entidades gremiales.