Emplazamiento definitivo de “La segadora” de Paulina Blinder


Una de las obras fundacionales del Palacio de Hacienda fue restaurada y emplazada nuevamente en su lugar original, en el sexto piso del Palacio de Hacienda.
“La segadora” (1939) fue realizada por Paulina Blinder, es un óleo sobre tela de 277 cm de alto y 167 cm de ancho, que representa las actividades llevadas a cabo en un ámbito agropecuario.

La obra presentaba un deslucimiento general de los colores, producto de la suciedad superficial depositada sobre la capa pictórica y la oxidación del barniz de protección, adicionalmente la tela se encontraba deformada en los dos ángulos inferiores; esto motivó la decisión de trasladar la obra al taller de restauración para su intervención.

El traslado de la obra debió realizarse de manera planificada y con personal idóneo ya que la manipulación inapropiada de obras de arte es uno de las principales causas de deterioro de las mismas.
Ingresada la obra al taller fue realizado el trabajo de documentación, que incluye un análisis minucioso de su estado de conservación, documentación fotográfica con tomas generales, de detalles y con iluminación especial, mapeo de deterioros y el estudio de los informes e intervenciones anteriores de la pintura. En éste caso se decidió realizar una limpieza superficial y posterior remoción del barniz.

La siguiente etapa fue dedicada al tratamiento de pequeños faltantes de capa pictórica. Los mismos fueron estucados y reintegrados cromáticamente con acuarelas empleando la técnica de puntillismo y finalmente se les aplicó barniz de retoque para protegerlos.