Recomendaciones para la lactancia


La leche materna es el mejor alimento y el más completo que puede recibir tu hijo/a recién nacido/a. Le brinda todos los elementos que necesita para un crecimiento y desarrollo saludables. Por eso, es recomendable que le des solo leche materna hasta los 6 meses (evitando cualquier otro alimento o líquido, incluso agua, té y jugos) y que sigas amamantando hasta por lo menos los 2 años, con el agregado de alimentos.

La lactancia materna tiene un papel fundamental e irremplazable, protege a tu hijo/a de enfermedades y no hay alimento mejor.

Lactancia en contexto de COVID-19

Aunque no tengas sospecha ni confirmación de COVID-19, higienizate los pechos y lavate muy bien las manos antes y después de amamantarlo.

¿Puedo amamantar si soy un caso sospechoso o confirmado de COVID-19?

Sí. Hasta el momento no se ha detectado la presencia del virus en la leche de la madre. Igualmente tendrás que extremar las medidas de higiene para no contagiar al bebé a través del contacto, al hablar, toser o estornudar.

  • Limpiá y desinfectá siempre las superficies que hayas tocado.

  • Higienizate los pechos y lavate muy bien las manos, antes y después de amamantarlo.

  • Usá barbijo mientras le das el pecho.

  • Si te sacás el barbijo, el bebé debe estar a más de 2 metros tuyo y al cuidado de alguna persona sana.

Estoy internada por COVID-19 sin mi bebé. ¿Le pueden dar mi leche igual?

Sí, podés sacarte leche para que se la den más tarde. Seguí las siguientes recomendaciones:

  • Higienizate los pechos y lávate muy bien las manos antes y después de extraerte.

  • Usá barbijo durante la extracción.

  • Si usás una bomba de extracción, eléctrica o manual, ésta no puede ser compartida con otras personas sin previa esterilización hospitalaria.

  • Pedí ayuda a los profesionales que te atienden.

En las pandemias la lactancia materna cumple un rol fundamental, es capaz de salvar vidas y hacer más leves las enfermedades que se puedan producir en los niños y las niñas.