Presidencia de la Nación

Fundamentos de la convocatoria


La convocatoria tiene como fundamento la posibilidad de fomentar propuestas que puedan articular, en un proceso de escalamiento progresivo, las diferentes dinámicas económicas y sociales (locales y regionales) en diálogo con las trayectorias de los sectores que experimentan problemas para sumarse, por medios propios, a la generación de los procesos de producción y trabajo cuyo crecimiento fomenta o apoya el Estado.

Así, se busca incentivar la generación de empleo genuino, de trabajos con remuneraciones adecuadas y acceso a derechos laborales. En este aspecto, el desafío es reorientar la inversión estatal para la incorporación al empleo de poblaciones vulnerables.

Se pretende, entonces, contribuir al diseño de una política laboral más integral, de mediano y largo plazo, que reemplace a los programas de transferencias de emergencia, recuperando la centralidad que el trabajo formal ha tenido históricamente tanto en la integración como en la protección social.

Se lleva a cabo a través de una convocatoria en la medida en que se busca fortalecer un sistema regional de innovación que ponga en valor las ventajas comparadas y competitivas de cada territorio, por lo que, para ello, resulta fundamental abrir la participación a las instituciones y los actores que poseen un conocimiento amplio y profundo de cada una de las regiones de nuestro país.

Bajo esa perspectiva, entonces, el propósito redunda en la generación de un nuevo circuito virtuoso que promueva la creación de empleo genuino a partir del fomento del desarrollo local, reorientando la inversión pública en términos de inserción social y fomentando la inversión privada.

Activar: 
0
Scroll hacia arriba