Estrategias de intervención


Las estrategias de intervención en materia de CTI deben orientarse a la integración del entramado industrial y al incremento de su densidad, así como al uso sustentable de los bienes naturales y la conformación o el fortalecimiento de sus cadenas de valor, con especial foco en el desarrollo sistémico y sinérgico de ventajas competitivas dinámicas en la dirección del cambio estructural.

En esta línea, las políticas a implementar deben ser altamente contexto-dependientes, es decir, tienen que estar basadas en el supuesto de que el proceso de desarrollo está condicionado y coevoluciona con el contexto particular de país.

  • Eje problema-solución. Soluciones científicos tecnológicas innovadoras a través de proyectos asociativos estratégicos.

  • Retos o desafíos nacionales: atención de grandes problemas de carácter social, productivo y ambiental.

  • Orientación por misión. Construcción de una visión y esfuerzos convergentes para el logro de objetivos comunes en un marco multiactoral.

  • Principios ordenadores. Direccionalidad, complementariedad y convergencia del potencial de I+D+i.

  • Principios de viabilidad. Factibilidad y coherencia con recursos, capacidades e instrumentos.