¿Cómo hacer un compost?

  1. Colocá en el fondo del recipiente una capa de hojas, pasto o ramas finas. La capa tiene que ser de entre 6 y 10 cm. Previamente asegúrate de agujerear el fondo del recipiente y los laterales.

  2. Agrega residuos orgánicos de cocina (restos de verduras y frutas crudas o cocidas, cáscaras de huevo), yerba, té y café. Formá una capa de entre 3 y 5 cm.

  3. Esparcí en forma de lluvia compost maduro o tierra común. Forma una capa de entre 1 y 2 cm.

    Repetí los pasos 2 y 3 hasta completar la compostera

  4. Podés incorporar lombrices californianas para acelerar el proceso

  5. Colocá una capa fina de pasto y hojas para conservar la humedad.

    Regá y remové una vez por semana, ya que los microorganismos necesitan humedad y oxígeno para desarrollarse.

¿Qué podés compostar y qué no?

Restos de frutas y verduras crudas o cocidas, cáscaras de huevo, pasto seco o verde, hojas y ramas pequeñas, restos de yerba, restos de té y café.

.

Grasa, carne, pescado, productos derivados de la leche, filtros de cigarrillos, aceite de cocina, plantas enfermas.

.